​Blanco insiste en que la situación de las residencias está "controlada" con 300 contagios de más de 42.000 residentes
Foto: ICAL

​Blanco insiste en que la situación de las residencias está "controlada" con 300 contagios de más de 42.000 residentes

La consejera pide que “se extremen las precauciones” en las visitas y en las salidas y aclara que “no están prohibidas ni unas ni otras”
|

Miriam Badiola


“La situación en las residencias de mayores de Castilla y León está controlada, el número de contagios es el 0,6 por ciento de las personas residentes, es decir, unas 300 de las más de 42.000 personas”, insistió hoy la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Isabel Blanco, quien apuntó que en el caso concreto de León “hay tres centros que tienen siete residentes afectados únicamente”.


Isabel Blanco puntualizó que “cuando se declara un brote es con una persona, bien sea residente o trabajador y cada centro activa sus propios protocolos, donde sí se suspenden las visitas” y puso de relieve que “las residencias no son burbujas, sino que se comportan igual que lo hace la sociedad”, de manera que “si en la sociedad incrementa exponencialmente el número de contagios, es muy posible que el virus entre en los centros”.


La consejera de Familia pidió que “se extremen las precauciones” tanto en las visitas a las residencias como en las salidas de las mismas, aunque dejó claro que “no están prohibidas ni unas ni otras”. Asimismo, aseguró que efectúan pruebas PCR a los residentes y personal que vuelve de vacaciones y a las nuevas incorporaciones.


Para todo ello, Blanco afirmó que “las vacunas son la mejor solución que hay”, ya que además en el caso de las personas de las residencias son “personas muy mayores y muy vulnerables, con muchas patologías”, por lo que se mostró partidaria de administrar una tercera dosis, a pesar de que sea algo que “estará marcado por los expertos sanitarios”.