El proyecto de soterramiento de la LE-20 está en fase de “correcciones” y Diez pide que se agilice

El proyecto de soterramiento de la LE-20 está en fase de “correcciones” y Diez pide que se agilice

La obra durará unos dos años y el alcalde recuerda que no se llevó a cabo por los recortes del PP
|

Elena F. Gordón / ICAL


El proyecto de soterramiento de la LE-20 (ronda este de la capital leonesa) se encuentra en fase de “correcciones” para que el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana que dirige Raquel Sánchez pueda avanzar en su ejecución. Así lo señaló hoy el alcalde, José Antonio Diez, quien recordó que se trata de una vía de titularidad estatal comprometida en su día y que fue “eliminada” por los “gravísimos recortes que aplicaron los gobiernos del PP”.


Ahora, cuando la apertura de un área comercial en la zona de La Granja incrementará el tráfico y provocará “serios problemas de tránsito y seguridad”, la actuación se presenta como muy necesaria, aunque Diez quiso recordar que se trata de una obra “larga y compleja” de alrededor de dos años de duración.


“He estado reivindicando la necesidad de este soterramiento desde e primer día porque el parque empresarial ya era una realidad hace dos años. Otra cosa es el tiempo que tarde en ponerse en funcionamiento. Me consta que el proyecto está prácticamente entregado, pero viene ahora la parte de licitación y de ejecución de la obra, que es evidentemente lo que tenemos que exigir que se agilice lo ante posible”, señaló. Mientras tanto, dijo, habrá que incrementar la presencia policial en la zona en determinados momentos. “Es una vía que tiene la capacidad que tiene y milagros es imposible hacer”, añadió.


Respecto a la receptividad que la nueva ministra pueda tener a las necesidades de la ciudad, comentó que al margen de la comunicación que haya con este departamento, “creo que sí va a haber una serie de demandas que se van a tener que atender sí o sí en la ciudad de León, porque son tan sumamente perentorias y necesarias que no cabe ya ninguna excusa para no acometerlas. Ya lo recordé una vez y espero que no lo tenga que recordar muchas veces más. Son conscientes de la necesidades de León; son muchas”.