La Junta y Cruz Roja acuerdan repoblar zonas forestales e incrementar las absorciones de CO2

La Junta y Cruz Roja acuerdan repoblar zonas forestales e incrementar las absorciones de CO2

La Consejería de Fomento y Medio Ambiente colabora con otras instituciones en el incremento de sumideros forestales de carbono
|

Con la firma de este convenio entre la Consejería de Fomento y Medio Ambiente y Cruz Roja Española se pretende avanzar en los compromisos por el medio ambiente de las dos organizaciones, en línea con los Objetivos de Desarrollo Sostenible para 2030 de Naciones Unidas (particularmente del ODS-13, 'Acción por el Clima' y ODS-15, 'Vida de ecosistemas terrestres') y con la política de lucha contra el cambio climático de la Unión Europea y el conjunto de las administraciones españolas.


La organización no gubernamental Cruz Roja Española ha lanzado recientemente el programa nacional denominado '+CO(mpensa)2', de 9 años de duración (2021-2030), para calcular su huella de carbono y conseguir la neutralidad climática de la organización mediante repoblaciones forestales por todo el territorio nacional que incrementen las absorciones de CO2 de los bosques durante los próximos 30 años.


La Junta colabora aportando terrenos desarbolados, propiedad de la Comunidad de Castilla y León, cuya gestión mantendrá en el futuro, con el apoyo de Cruz Roja, ONG que se compromete a redactar el proyecto de obras de repoblación forestal establecidas y a financiar los trabajos y al mantenimiento de las plantaciones durante los próximos cuatro años, hasta asegurar el correcto arraigo de los árboles. La Consejería de Fomento y Medio Ambiente mantendrá la gestión de los terrenos, como parte de la superficie a su cargo, y Cruz Roja dispondrá de los derechos de absorción de las masas durante treinta años. No obstante, presumiblemente los bosques creados se mantendrán durante bastantes décadas más y todos los productos y futuros disfrutes serán para el conjunto de la Comunidad.


Agradecimiento a la labor solidaria de Cruz Roja


El consejero de Fomento y Medio Ambiente ha señalado que “esta colaboración se mantendrá en el tiempo, pues los bosques que se creen vivirán durante décadas e incluso siglos, enriqueciendo el paisaje, mejorando la biodiversidad y el ciclo hidrológico, además de proporcionar oportunidades para el recreo y materias primas para la industria forestal y empleo en el medio rural”. En este contexto, Juan Carlos Suárez-Quiñones agradece a Cruz Roja la colaboración “que mantenemos en varios ámbitos, como es su valiosa labor social y sanitaria, y que vamos a ampliar a la lucha contra el cambio climático”, y resalta también el “agradecimiento especial que hace Cruz Roja en la lucha contra incendios forestales, prestando apoyo sanitario, colaborando en el reparto de víveres y en las evacuaciones”.


Convenios similares con otras entidades de la Comunidad


Por su amplia experiencia en repoblación forestal y por la disponibilidad de terrenos en la Comunidad, la Consejería de Fomento y Medio Ambiente está colaborando con otras instituciones públicas y privadas en el incremento de los sumideros forestales de carbono. Hasta la fecha se han suscrito 27 convenios, con seis entidades, por los que van a repoblarse 2.256 hectáreas, distribuidas por el conjunto de la Comunidad, “y estimamos que llegarán a plantarse más de 2,75 millones de árboles, que contribuyen al objetivo de la Comisión Europea de plantar 3.000 millones de árboles antes de 2030”, ha destacado el consejero. Esta legislatura se prevé plantar 20 millones de árboles y repoblar más de 15.000 hectáreas.


Suárez-Quiñones valora que “cuando estamos sufriendo la destrucción y los daños generados por los incendios forestales, resulta esperanzador ver que las empresas y organizaciones de la Comunidad autónoma unen sus esfuerzos por restaurar nuestro patrimonio natural. El compromiso de la Junta –añade el consejero- se une al de Cruz Roja y del conjunto de la sociedad de Castilla y León por la restauración de los terrenos afectados por los incendios forestales”. A este respecto señala que “en la Junta disponemos para ello de una línea de ayudas específica y estamos programando fondos de la Política Agraria Común (PAC), del próximo período de financiación del FEADER, de los fondos europeos extraordinarios del Plan europeo de Recuperación y Resiliencia y de los que el Gobierno habilite para este mismo fin”.