Un grupo de estudiantes de la UVa gana el segundo premio del Concurso Internacional Twizy Contest de Renault
Los alumnos premiados posan junto al vehículo Twizy de Renault

Un grupo de estudiantes de la UVa gana el segundo premio del Concurso Internacional Twizy Contest de Renault

A la competición se han presentado más de 60 equipos de siete países
|

Un grupo de estudiantes de la Universidad de Valladolid ha obtenido el segundo premio en el Concurso Internacional Twizy Contest, organizado por Renault con el objetivo de que los jóvenes reflexionen de forma innovadora a cerca de su visión sobre la movilidad del futuro. 


Este lunes se ha celebrado la entrega del Premio a los cuatro alumnos en el Campus Miguel Delibes de la UVa, lugar donde los premiados han tenido la oportunidad de hacer una demostración de su proyecto en presencia del rector de la UVa, Antonio Largo Cabrerizo; el director del Centro I+D+i de Renault, Marc Bodin, y el concejal de Movilidad del Ayuntamiento de Valladolid, Luis Vélez.


El reto propuesto en la última edición de este concurso era encontrar una solución innovadora para facilitar el acceso a eventos y reducir el impacto medio ambiental durante los desplazamientos realizados en los Juegos Olímpicos de 2024. España ha participado por primera vez en esta iniciativa con el proyecto de la Universidad de Valladolid consiguiendo que el equipo integrado por cuatro alumnos de la UVA haya conseguido la segunda posición en una competición en la que se han presentado más de 60 equipos, integrados por 400 estudiantes procedentes de 7 países.


Junto a los cuatro estudiantes (Adrián Mazaira, Samuel Pilar e Ignacio Royuela, de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Telecomunicación, y Mario Martín, del Grado de Periodismo de la Facultad de Filosofía y Letras) han asistido los dos tutores de Renault: Daniel Castaño y Jairo Gurdiel González, ingenieros del Centro de I+D+i de Renault, y el tutor en la UVa, el profesor de la ETS de Ingenieros de Telecomunicación Juan Carlos Aguado.


Tras la entrega del premio de 3.000€, que han recibido los cuatro alumnos, se ha procedido a hacer una demostración del prototipo presentado al concurso por el equipo de Valladolid, el TwizyLine. Este proyecto consiste en un servicio de 'carsharing' basado en un aparcamiento autónomo que busca una solución ecológica de movilidad gracias al uso de vehículos eléctricos. El usuario, a través de una app descargada en su móvil, podrá reservar su Twizy, que estará esperándole en la zona de recepción. Después de utilizar el vehículo, al dejarlo en la zona de estacionamiento, el vehículo se aparcará de forma autónoma en un parking con una superficie aprovechable muy superior a lo habitual, lo que permitirá evitar grandes aglomeraciones.


Alumnos premiados



El eslogan de su proyecto, “Drawing the future”, está inspirado en las líneas que siguen los coches en el aparcamiento. Su iniciativa se concibe como una visión 360º, pues no sólo han abordado la generación de la idea, la distribución, la petición de la patente o el análisis del mercado, sino que también han analizado aspectos más puramente promocionales como el vídeo publicitario o la difusión en redes sociales.


“El Centro de I+D+i que Renault tiene en Valladolid ha apoyado con enorme entusiasmo a los autores de este proyecto, ya que siempre nos gusta estar cerca de las instituciones educativas para estar al día de las nuevas tendencias al tiempo que tratamos de apoyar a la sociedad”, ha comentado Marc Bodin, director del Centro de I+D+i de Renault.


Hay que recordar que el Plan Industrial Renaulution España ha sido un fuerte espaldarazo para el citado centro, ya que desde allí se pilotará el Polo de Electrificación en el que se ha convertido Renault en España. Todos los nuevos productos adjudicados a las fábricas españolas son híbridos y conectados, lo que no solo va a garantizar la perennidad de las instalaciones industriales, sino que además las va a introducir en la nueva era de la movilidad. 


Los ingenieros altamente cualificados que trabajan en este centro, y que adquieren cada día nuevas competencias, serán artífices de la transformación que experimentará el sector ya que trabajarán en electrificación, conectividad, baterías, hidrógeno o servicios de movilidad, entre otros aspectos.


Precisamente, esa experiencia del Centro de I+D+i en conectividad y sus aplicaciones para el vehículo autónomo ha sido una de las claves del soporte por parte de los tutores para que los alumnos hayan conseguido desarrollar un vehículo autónomo, además de otros apoyos como la donación de un vehículo Twizy y una dotación económica de 2.000€ para colaborar en los materiales que pudieran necesitar. Desde Renault, se ha valorado muy positivamente la motivación y compromiso de los estudiantes con los retos del futuro.


Las dos entidades, Universidad de Valladolid y Renault, demuestran con esta acción su compromiso con el futuro de Valladolid tanto a nivel educativo como de cara a conseguir una movilidad de futuro electrificada y conectada.