​El vallisoletano Aurelio García, ordenado obispo de Rotdon en una emotiva eucaristía en la catedral

​El vallisoletano Aurelio García, ordenado obispo de Rotdon en una emotiva eucaristía en la catedral

|

El vallisoletano Aurelio García Macías fue ordenado hoy obispo titular de Rotdon, diócesis histórica que existió antiguamente y que se encuentra en el actual Ampurdán de Cataluña, y subsecretario de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos. Este acontecimiento “genuinamente católico”, como lo calificó el arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez, es inédito en la Diócesis y congregó a 45 obispos y cardenales de España y de la Curia y dos centenares de sacerdotes.


Nombrado el 27 de mayo por el papa Francisco, García Macías nació en la localidad de Pollos en 1965, pero actualmente reside en Roma desde 2010, donde ha desempeñado los cargos de consultor y jefe de oficina de la congregación que aborda todos los asuntos relacionados con la liturgia. Blázquez explicó que el nuevo obispo titular de Rotdon desempeñará también su labor en la Congregación para el Culto Divino en Roma, por lo que no se le será asignada la dirección de otra diócesis 'activa'.


La singular tarde eucarística en Valladolid se inicio con la salida de Aurelio García Macías; el propio Ricardo Blázquez y el obispo auxiliar, Luis Argüello, del Palacio Episcopal hacia la Catedral Metropolitana de Nuestra Señora de la Asunción, donde fueron recibidos por el Cabildo en la puerta principal del templo mayor de la Diócesis. La comitiva se adentró entonces en la seo por el pasillo central y se detuvo en la capilla del Sagrario para orar durante unos momentos, donde se encuentra sepultado José Delicado, arzobispo de Valladolid, que ordenó sacerdote a Aurelio en 1992. Desde allí se dirigieron a la Sala Capitular, donde el nuevo obispo fue revestido para la celebración con amito, alba, cíngulo, la estola y la casulla.


De la Sala Capitular partió una breve procesión que salió de la catedral por la puerta de Santa María hasta la Plaza de la Universidad; continuó por la calle del cardenal Cos, para seguir por Arribas y hacer su entrada en el templo por la puerta principal. En la procesión, García Macías estuvo situado detrás de los presbíteros y delante de los obispos.


Además de la presencia eclesiástica, acudió una importante asistencia de habitantes de su localidad natal, Pollos, así como un grupo de fieles de Lavinio (Italia), municipio en el que celebra la eucaristía los fines de semana.


Larga experiencia pastoral

Durante el acto, Ricardo Blázquez se dirigió al “hermano Aurelio”, en el que Roma ha visto el “carisma veritatis certum” del episcopado gracias una “larga experiencia pastoral como párroco y formador de presbíteros, una preparación académica seria y profunda” en centros superiores de Liturgia y el trabajo en la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, de la que hoy mismo fue nombrado subsecretario.


En la eucaristía, el arzobispo de Valladolid destacó de García Macías la “colaboración cercana” con el Papa desde la Congregación, la comunicación con los obispos y delegados de Liturgia de las conferencias episcopales, su “competencia reconocida en historia, teología, espiritualidad y pastoral de la liturgia, que se unen al ministerio episcopal” que hoy recibió. “Tu cuidado y diligencia, serenidad y paciencia, orden y precisión, comunicación atenta y respetuosa te ayudarán en los numerosos trabajos y relaciones”, le trasladó, en un acontecimiento que fue retransmitido por La 8 de Castilla y León Televisión.


A juicio de Blázquez, ambas encomiendas “no son divergentes” y se mostró seguro de que la “personalidad” de García Macías “las concertará estrechamente”. Por eso, mostró su “alegría” de que los “diferentes senderos de tu camino anterior hayan convergido en la encomienda” de obispo titular Rotdonense (Rosas en Gerona) y de subsecretario de la Congregación.


“La experiencia pastoral, la competencia académica, la participación en el episcopado y la confianza otorgada por el Papa a tu persona nos llena de satisfacción a los vallisoletanos. ¡Qué Santa María la Virgen muestre a Jesús, fruto bendito de su vientre, a nuestro hermano Aurelio para que lo transmita por la predicación del Evangelio y la celebración de los sacramentos; para que lo testifique con una vida sencilla y servicial!”, exclamó Blázquez para finalizar.


Gran presencia territorial

El acto contó con una amplia presencia territorial de autoridades eclesiásticas hoy en Valladolid. Además de los familiares directos de Aurelio García Macías acompañaron al prelado 45 obispos y cardenales de España y de la Curia y dos centenares de sacerdotes. Entre ellos, el arzobispo ortodoxo Kyrilos Katrelos, metropolita de Krini Exarca de Malta, que “no concelebrará por no estar en comunión plena con la Iglesia Católica, aunque sí tendrá un lugar reservado junto al altar”.


También, el nuncio del Papa en España, Bernardito Auzam; y el prefecto de la Congregación para el Culto Divino, Arthur Roche. Entre la variedad representatividad de arzobispos y cardenales estuvieron presentes el de Madrid, Carlos Osoro; el de Valencia, Antonio Cañizares; el cardenal arzobispo emérito de Sevilla, el riosecano Carlos Amigo; el cardenal de Santa Lucía del Gonfalone, Aquilino Bocos; el secretario de la Congregación para el Culto Divino, Vittorio F. Viola; el arzobispo de la Curia de Roma, Piero Marini; el de Toledo; Francisco Cerro; y su emérito, Braulio Rodríguez; el de Urgell, Joan Enric Vives; el de Pamplona, Francisco Pérez; el de Burgos, Mario Iceta; su emérito, Fidel Herráez; el nuncio Francisco Javier Lozano; y el exarca apostólico del Rito Bizantino en Grecia, Manuel Nin Carcabia.


Junto a ellos, los obispos de Albacete, Ángel Fernández; Ávila, José María Gil Tamayo; Ciudad Real, Gerardo Melgar; de Miranda-Braganza (Portugal), José María García Cordeiro; de Osma-Soria, Abilio Martínez; de Orense, Leonardo Lemos; de Palencia, Manuel Herrero; de Plasencia, José Luis Retana; de San Sebastián, José Ignacio Munilla; de Santander, Manuel Sánchez Monge; de Tenerife, Bernardo Álvarez; de Córdoba, Demetrio Fernández; de Astorga, Jesús Fernández; de Oviedo, Jesús Sanz Montes; de Cádiz y Ceuta, Rafael Zornoza; el administrador de la Diócesis de Ciudad Rodrigo, Jesús García Burillo; el coadjutor de Almería, Antonio Gómez Cantero; el obispo emérito de Segovia, Ángel Rubio; el emérito de León, Julián López; el emérito de Canarias, Francisco Cases; el emérito de Jaén, Ramón del Hoyo; y el de Tarija, Javier del Río. Junto a ellos, el obispo auxiliar de Madrid, Juan Antonio Martínez Camino; el de Valencia, Javier Salinas; el de Santiago de Compostela, Francisco José Prieto; el de Sevilla, Juan José Asenjo; y Kyrilos Katrelos, metropólita de Krini Exarca de Malta.


Larga formación

El currículo de Aurelio García es “amplio”, como reconoció Ricardo Blázquez, ya que ha ejercido como profesor en el Estudio Teológico Agustiniano de Valladolid, así como en el Instituto Superior de Liturgia de Barcelona; en la Universidad San Dámaso de Madrid y, en la actualidad, en la Universidad de la Santa Cruz y en el Pontificio Instituto Litúrgico Anselmianum de Roma.


En 2011 fue nombrado rector del Seminario Diocesano de Valladolid, hasta que en 2015 fue llamado a incorporarse a la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos en Roma.

Además, fue elegido presidente de la Asociación Española de Profesores de Liturgia durante tres trienios; es miembro del equipo de redacción de las revistas 'Pastoral Litúrgica', 'Phase' y 'Ecclesia orans' y Académico de la Real Academia de Bellas Artes de la Purísima Concepción de Valladolid desde 2013.


Aurelio garcia obispo Rotdon3


Aurelio garcia obispo Rotdon2