​Ciudadanos de la sociedad civil se unen contra “la descomposición del estado de derecho y la quiebra social del país”
JESÚS FORMIGO / ICAL . María Jesús Prieto Laffargue y Amalio de Marichalar, impulsores de la iniciativa ‘De español a español por la Constitución’

​Ciudadanos de la sociedad civil se unen contra “la descomposición del estado de derecho y la quiebra social del país”

La iniciativa ‘De español a español por la Constitución’ defiende “la regeneración de España, la monarquía parlamentaria, la libertad y la democracia”
|

J.M.A. / ICAL


Un grupo de ciudadanos de la sociedad civil se ha unido en torno a la iniciativa ‘De español a español por la Constitución’ para luchar contra “la descomposición del estado de derecho y la quiebra social del país”. Así lo anunciaron este viernes, en el Hotel Las Claras de Salamanca, María Jesús Prieto Laffargue y Amalio de Marichalar, como portavoces del grupo impulsor del proyecto que se completa con Antonio Bascones, Ignacio Buqueras, Daniel Berzosa, Emilio de Diego, Ignacio Huarte, Álvaro Mengotti y Álvaro Mariátegui. Entre todos han compuesto la denominada ‘Declaración del conjunto de la sociedad para la regeneración de España y defensa de la Constitución, el estado de derecho, la monarquía parlamentaria, la libertad y la democracia’.


Según explicó Prieto Laffargue, se trata de un grupo de españoles que se representa a sí mismo y “de pueblo en pueblo y de ciudad en ciudad” busca “despertar a los españoles”. De hecho, la declaración ya ha sido informada previamente en Soria, Madrid, Granada, Palma de Mallorca, Tarragona, Barcelona y Las Palmas de Gran Canaria. Matizó, eso sí, que “el cliché” correspondería a que una iniciativa así estuviera respaldada por “una persona jurídica, fundación, partido o ONG”, pero solo se trata de “un grupo de ciudadanos con nombres y apellidos”. 


La salmantina, ingeniera en telecomunicaciones, denunció “el desguace de la conciencia nacional, los continuos ataques a la Constitución y el desprecio de la ley y de la división de poderes” que, en su opinión, está llevando a cabo el Gobierno encabezado por Pedro Sánchez. Asimismo, en el plano económico, lamentó el “gasto improductivo, el desorden de las cuentas públicas, el paro galopante y los salarios de miseria”. De igual manera, acusó al Ejecutivo central de un “deterioro gradual del sistema educativo, del estrangulamiento del desarrollo industrial, del desvío de recursos hacia otros derroteros y de corrupción sistémica”. 


“Los que estamos convencidos de la grandeza de España nos duele la irrelevancia geopolítica de nuestra nación, un país que ostenta los valores occidentales, la libertad y el cristianismo”, resumió. Entre los calificativos que dedicó al presidente Sánchez destaca el de “impostor mediocre” que, según denunció, “con continuos atropellos a la monarquía constitucional y parlamentaria, está poniendo en riesgo la propia existencia de la nación española”. 


Entre los postulados que defiende la agrupación, según expuso Prieto Laffargue, el respeto a la Constitución del 78, a la monarquía parlamentaria, a la grandeza de la unidad de España, la indivisibilidad del territorio, a la independencia de las instituciones y a la libertad del individuo, “desde su concepción hasta su muerte”. ”Queremos más y mejor España, más y mejor trabajo y educación. Sabemos qué hay que hacer y cómo hacerlo. Nuestro mundo está lleno de oportunidades y creemos que tenemos la obligación de encontrar sin demora ese proyecto revitalizador de España”, concluyó.


Diez puntos


Por su parte, el consultor internacional y Conde de Ripalda, Amalio de Marichalar, fue el encargado de dar lectura a la declaración elaborada por el grupo, que contiene los diez puntos que reclaman los ponentes. Antes, eso sí, especificó que él se presenta como “uno de los 47 millones de españoles” y que representa el sentir de los firmantes que han acumulado en cada una de las paradas de su recorrido, gente “de todos los sectores y a todos los niveles”.

 
Además, puntualizó que la pasada semana estuvieron defendiendo su iniciativa en Tarragona y Barcelona, precisamente, mientras el Gobierno tramitaba los indultos para los presos del independentismo catalán. Según explicó Amalio de Marichalar, allí encontraron el soporte de las asociaciones civiles catalanas Cataluña suma por España, Societat Civil Catalana, Impulso Ciudadano, Convivencia Cívica Catalana y Universitaris per la Convivencia. “No hay nadie que pueda dar crédito a lo que está ocurriendo con representantes que lo son de todos los españoles y han planteado un golpe de estado”, valoró.


Entre los puntos que reza la declaración, exigen “la regeneración plena de instituciones y partidos, la reposición del honor del rey como cabeza del estado, la defensa de la división de poderes y la independencia de la Justicia, el trabajo por la unidad de España, el respeto a las víctimas del terrorismo y sus familias, la investigación de todo lo acaecido durante la pandemia, que el gobierno solo pueda pactar con quien respeta la Constitución y la defensa de los valores numantinos”, así como el cumplimiento de dichos preceptos por parte de las autoridades.


Quien desee sumarse a la iniciativa ‘De español a español por la Constitución’ puede hacerlo, según explicaron durante la comparecencia en Salamanca, a través de la web defiendelaconstitucion.com. Para concluir, los ponentes alertaron de que “de continuar el deterioro económico y la falta de respeto al estado de derecho, los españoles de dentro de 20 o 30 años heredarán una España totalmente rota y quebrada. Todo pasa por respetar el orden y el estado de derecho”, zanjaron.