Una concentración frente a las Cortes defiende la continuidad del centro 'El Alba' de León

Una concentración frente a las Cortes defiende la continuidad del centro 'El Alba' de León

La consejera de Familia acusa al PSOE de “uso torticero” con los menores y asegura que el centro 'El Alba' no se cierra
|

Un grupo de trabajadores y el comité de empresa del Centro de Menores El Alba-Santa María de León se concentraron hoy en Valladolid frente a la sede de las Cortes para exigir a la Junta que rectifique y no se cierren estas instalaciones.


La protesta reclamó al Gobierno autonómico que recapacite y no consienta el desmantelamiento del servicio social público que desarrollan, destinado a menores en situación de desamparo con capacidad para 19 niños de hasta 18 años.


Los socialistas apoyaron la concentración convocada frente a las Cortes, donde este martes se celebra una sesión plenaria, en la que el PSOE preguntará por esta cuestión a la Junta.


La Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades asegura que que ha gestionado la residencia en base a un convenio de colaboración entre la Gerencia de Servicios Sociales y la Compañía de las Hijas de la Caridad de ‘San Vicente Paúl’. No obstante, defiende la necesidad de reorganizar su situación, ante la falta de menores de cero a tres años desde junio de 2020.


Familia asegura que el centro 'El Alba' no se cierra


La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Isabel Blanco, acusó hoy al PSOE de un “uso torticero” con las personas más vulnerables como los menores y recalcó que el centro 'El Alba' en León no se cierra, mientras que la socialista Nuria Rubio la pidió que rectifique, salga a la calle y hable con sus trabajadores.


“¿Está pensando la Junta de Castilla y León en el bienestar de los menores en situación de desamparo cuando cierra el centro "El Alba" en León”?, preguntó Rubio en el pleno de las Cortes, que habló de una privatización encubierta y pidió a la consejera que no vaya a León para “cerrar servicios públicos”.

La socialista habló que se ha hecho a los menores hasta cocinar por la falta de plantilla y afirmó que estos niños y niñas son una gran familia y es una “crueldad” que se les separe, incluso a dos hermanos. “No hay sensibilidad”, proclamó.


Blanco argumentó que el centro tiene una gestión mixta entre la congregación de religiosas y los servicios sociales de la Junta desde hace 30 años cuando llegaron las trasferencias del Imserso a la Junta y detalló que los menores de cero a tres años no pueden estar en un orfanato, sino con familias.


Así, indicó que el complejo 'El Alba' tiene un orfanato, que no recibe menores desde hace más de un año, y una vivienda en la que van a estar los otros niños, además explicó que los seis técnicos que les atendían irán a centros educativos y el resto del personal se reubicará en otras instalaciones.