Un prometedor pivote gallego para el Atlético Valladolid

Un prometedor pivote gallego para el Atlético Valladolid

|

El Recoletas Atlético Valladolid incorpora al prometedor pivote gallego Daniel Ramos y continúa de este modo reconstruyendo su equipo de cara a la próxima campaña 2021-22. El de Ramos, supone el quinto fichaje para los gladiadores azules tras las llegadas de Fischer, Méndez, Basualdo y Lamariano.


Daniel Ramos Crespo, nacido en Lalín (Pontevedra) el 8 de noviembre de 1999, es un joven pivote de 1.91 de estatura con un poderoso físico, 129 kg. Esta campaña que acaba de concluir, el jugador ha desarrollado un efectivo juego con el Dicsa Modular Cisne que le ha colocado como uno de los mejores pivotes de la Liga Sacyr Asobal, estando en el Top10 de los mejores goleadores de su puesto y entrando en el selecto ranking de los jugadores con más de 100 tantos anotados, firmando unas buenas estadísticas con 106 goles en 32 encuentros, para una media de 3,31 tantos y una elevada efectividad del 72%.

Tras su paso por el juvenil del Barça y debutar a los 17 años en la Liga Sacyr Asobal 2016-17 con el cuadro blaugrana, ya como senior el jugador pontevedrés volvió a su tierra para militar las cuatro últimas campañas en el Dicsa Modular Cisne, con el que logró el ascenso a la Liga Sacyr Asobal en 2020 tras proclamarse campeón de la División de Honor Plata.


Daniel Ramos se muestra muy satisfecho de su incorporación al Recoletas, “tengo muchas ganas de empezar la temporada porque me ilusiona el proyecto y el equipo. Antes de fichar ya tenía en mente que el Recoletas era un muy buen proyecto para progresar teniendo la oportunidad de trabajar con un entrenador como David Pisonero, que también jugó de pivote, así que cuando me llegó la oferta no tuve mucho que pensar. Creo que es el momento perfecto y el club adecuado para dar un paso adelante en mi carrera”, señala el nuevo pivote de los gladiadores azules.


Por su parte, el entrenador del Recoletas David Pisonero analiza a su nuevo jugador, “Dani Ramos es un pivote con mucho futuro y que con un buen crecimiento debería tener mucho rendimiento en Valladolid. Tiene buen desmarque, buen lanzamiento, capacidad grande en el uno contra uno y tiene un punto de mejora táctica que espero que lo gane aquí. Es un fichaje a la altura del que hicimos con Ugarte el año pasado aunque sin esa experiencia, pero lo que no tiene de experiencia lo gana en potencial para poder crecer. Es un jugador netamente de ataque pero con la edad que tiene no renunciamos a que su progresión defensiva sea alta y nos pueda dar en las dos facetas del juego”, indica Pisonero.