Calor, chubascos, tormentas y hasta granizo este fin de semana en Castilla y León

Calor, chubascos, tormentas y hasta granizo este fin de semana en Castilla y León

|

La AEMET prevé para este fin de semana chubascos con tormenta, ocasionalmente con granizo, a lo largo de la jornada del sábado, 12 de junio, en Castilla y León. El tiempo será poco nuboso con intervalos de nubes medias y altas, y con nubosidad de evolución. Chubascos acompañados de tormenta, que pueden ser más intensos y ocasionalmente con granizo en el oeste. También nubosidad baja matinal en el norte montañoso. Temperaturas mínimas sin cambios, y máximas en ligero descenso. Vientos del noreste al sureste.


Para el domingo, 13 de junio, se espera un día poco nuboso con intervalos de nubes altas y con nubosidad de evolución. Chubascos que pueden ir acompañados de tormenta en el noroeste y en el oeste y no se descartan algunos chubascos dispersos en el resto. Temperaturas en ascenso. Vientos del sureste tendiendo a variables, flojos.



El verano climatológico se está caracterizando por altas temperaturas y fuertes chubascos tormentosos, y este fin de semana no será diferente. Se está aproximando a la Península una nueva depresión aislada en niveles altos (DANA) desde el Atlántico, a la vez que se aprecia una segunda al oeste de Francia. Probablemente, se fundirán en una sola en la jornada de mañana.


Según José Antonio Maldonado, director de meteorología de Meteored, de darse estas circunstancias, y al coincidir con una baja térmica que habrá en superficie, los chubascos tormentosos ganarán extensión e intensidad, presentando algunos de ellos granizo y fuertes rachas de viento.


Frente a esta inestabilidad, las temperaturas están siendo más altas de lo normal en esta época del año. En las provincias de Jaén, Córdoba, Sevilla y Huelva, han llegado a superar ligeramente los 40 ºC.


Amenaza de chubascos 

Durante la jornada de hoy, los cielos, que han amanecido despejados, irán cubriéndose de nubes en el norte y este de la Península, donde habrá riesgo de tormentas que ya podrán ser localmente fuertes en la cordillera Ibérica y los Pirineos.

En Canarias aparecerá la calima en lugares que alcanzarán los 35 ºC, temperatura que también se registrará en los valles del Guadalquivir, Guadiana y Ebro. 


Inestabilidad a partir del viernes

Mañana la inestabilidad será acusada y se producirán chubascos tormentosos de gran intensidad en los sistemas montañosos y sus inmediaciones del centro y norte peninsular. Tampoco se puede descartar en Castilla La Mancha. Frente a esta nubosidad y las precipitaciones, en los litorales y archipiélagos lucirá el sol. 

Las zonas del atlántico y el cantábrico, así como los Pirineos, experimentarán una ligera bajada de las temperaturas. Este descenso, también afectará a Canarias que además sufrirá fuertes alisios. En cuanto al viento, soplará del este a orillas de Mediterráneo y en el Estrecho. 


Fin de semana con doble cara

La jornada del sábado se presentará soleada por la mañana, mientras que por la tarde reaparecerán las precipitaciones tormentosas, algunas de nuevo con granizo, en el centro peninsular, la cordillera Ibérica y el noroeste. En el Estrecho y cantábrico las nubes bajas desaparecerán conforme pase la mañana, mientras que en el archipiélago canario continuará la calima y descenderán las temperaturas.


Galicia, Asturias, Cantabria, PaísVasco, Navarra y La Rioja experimentarán un ascenso de las temperaturas. Los vientos soplarán del noreste en los territorios del norte y este de la península; en el Estrecho, litoral de Almería y Canarias habrá levante fuerte.


Durante el domingo, al igual que en los días anteriores, contaremos con cielos despejados durante la mañana, mientras que por la tarde la nubosidad del interior de la Península propiciará tormentas fuertes en zonas del noroeste y de la meseta de Castilla La Mancha.


En Bilbao, Lérida, Gerona, Aragón y Andalucía las temperaturas superarán los 35º C. Los vientos serán especialmente fuertes en zonas con tormentas y soplarán del noroeste en regiones como Galicia, Asturias y el litoral almeriense.