Vox ataca a Guarido e IU por el Plan Especial del Casco Histórico: "No era más que una sarta de embustes"

Vox ataca a Guarido e IU por el Plan Especial del Casco Histórico: "No era más que una sarta de embustes"

La formación de ultraderecha acusa al alcalde de Zamora y su equipo de haber incumplido su promesa electoral de revitalizar el casco antiguo de Zamora
|

El Casco Antiguo de Zamora es una asignatura aún pendiente de Francisco Guarido y su equipo de Izquierda Unida. Su revitalización lleva formando parte del programa electoral de la formación desde 2015. De hecho, en declaraciones a El Español-Noticiascyl, el pasado mes de enero, el alcalde Zamora reconocía que tiene en mente un nuevo Plan Especial del Casco Histórico, "que ahora es demasiado proteccionista, y desde luego no impulsa la construcción. Tiene un exceso de protección en edificios que quizá no lo merecen ni artística ni arqueológicamente. No se trata de levantar más alturas, sino de liberalizar". 


Unas intenciones y un promesa electoral que Vox ha echado en cara a IU y Guarido al frente, tras una reunión con la asociación de vecinos del Casco Antiguo. La formación de ultraderecha recoge las quejas del colectivo y denuncia, en primer lugar, "la dificultad" para lograr el acceso a la fibra óptica, que desde Vox Zamora consideran "esencial" para el asentamiento de población. También recuerdan los "trámites burocráticos interminables" para llevar a cabo cualquier pequeña obra en la zona y que las personas con movilidad reducida tienen dificultad para el acceso peatonal debido a la irregularidad de la superficie.


Otra de las quejas vecinales que recoge la formación es la "mala regulación del tráfico rodado" en el entorno de San Martín, lo que consideran una "dificultad injustificada para poder utilizar el automóvil" y también la "escasa actividad económica" de un barrio más dirigido al turismo que a la vida diaria de los habitantes, "que deben desplazarse fuera para actividades ordinarias de la vida cotidiana, y siempre con las incomodidades de su difícil acceso".


Por todo esto, Vox considera el Plan Especial del Casco Histórico como un capitulo más "de las mentiras de Guarido". Para la formación, la inclusión de esta iniciativa en el programa electoral de 2015 de IU "no era más que una sarta de embustes o si se quiere, pura palabrería sin ningún contenido ni voluntad de realizar nada".