Grupos de cuatro o seis, restricciones sanitarias y fuerte presencia policial para un atípico Lunes de Aguas
Una celebración condicionada por la pandemia de Covid

Grupos de cuatro o seis, restricciones sanitarias y fuerte presencia policial para un atípico Lunes de Aguas

Más de 60 agentes de la Policía Local con ayuda de la Policía Nacional controlarán el cumplimiento de las medidas con cierre de algunos parques
|

Lunes de Aguas en Salamanca. Fiesta por la tarde. Meteorología primaveral y pandemia de Covid-19. Esta festividad típicamente salmantina se celebra en una jornada atípica debido a la pandemia de Covid-19 en una emergente cuarta ola de contagios. Eso sí, peor fue el pasado año que no se pudo celebrar debido al estricto confinamiento. Por ello, las autoridades locales han dispuesto diversas medidas y restricciones para evitar que el virus corra como el alcohol en esta celebración. 


Por ello, el Ayuntamiento de Salamanca ha decidido reforzar el dispositivo policial previsto para esta jornada, ampliando el número de agentes hasta los 60 efectivos, que se encargarán de vigilar el cumplimiento de las medidas sanitarias, y que además contarán con el apoyo del Cuerpo Nacional de Policía. 


En relación con las medidas sanitarias vigentes, el consistorio recuerda que el uso de la mascarilla es de obligado cumplimiento, del mismo modo que la distancia interpersonal y el toque de queda, fijado a las 22.00 horas. Por otra parte, indica que el Lunes de Aguas estará en vigor el Acuerdo 3/2021, de 15 de enero, que limita a cuatro el número de personas que pueden reunirse en espacios públicos, tanto cerrados como al aire libre, salvo en el caso de convivientes, tal y como ha aclarado este viernes la Junta de Castilla y León.


Cabe señalar que este año los autobuses especiales que el Ayuntamiento pone a disposición de los vecinos con motivo de esta festividad únicamente funcionarán en horario de vuelta, a partir de las 20.00 horas, para facilitar el cumplimiento del toque de queda.


Además, las instalaciones de la Ciudad Deportiva de la Aldehuela permanecerán cerradas para celebrar el Lunes de Aguas. El operativo se centrará fundamentalmente en las zonas del monte de utilidad pública de La Aldehuela, y las riberas del Tormes, los entornos del Puente Romano y la ribera de Curtidores, el parque Fluvial en toda su longitud, la huerta de los Jesuitas, la campa situada entre el arroyo del Zurguén y la carretera de Vecinos, y los jardines de Santa Cándida María de Jesús y de Miguel Delibes (aledaños al paseo del Progreso).


Asimismo se extremará el control en los parques Elio Antonio de Nebrija (junto al puente de Sánchez Fabrés), Don Juan Tenorio (en el acceso oeste) y el botánico de Huerta Otea, así como en el parque de Würzburg y el jardín de los Gozos y las Sombras, en Garrido Norte.


Desde primera hora de la tarde, la Policía Local estará vigilante para evitar que se produzcan aglomeraciones y activará un dispositivo especial de tráfico en caso de que se detecte un movimiento de vehículos superior al habitual.