Estancamiento de la caída de contagios y del repunte del índice reproductor: "Tenemos una catarata, la posible cuarta ola"
Miriam Chacón / ICAL . La consejera de Sanidad, Verónica Casado, comparece en las Cortes de Castilla y León para informar de la situación en la Comunidad en relación a la COVID-19

Estancamiento de la caída de contagios y del repunte del índice reproductor: "Tenemos una catarata, la posible cuarta ola"

“La tendencia de bajada se ha detenido y ahora debemos ser muy cautos", mantiene la consejera de Sanidad
|

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, advirtió hoy de la evolución de los contagios por COVID-19 en la Comunidad, cuya caída se ha estancado en las últimas semanas -continúa en un valle-, pero donde el índice reproductor ha comenzado a crecer, hasta superar el uno en las últimas semanas. Además, precisó que la última semana epidemiológica ha finalizado con una incidencia semanal superior a la anterior, por lo que hay que seguir siendo muy prudentes. “La tendencia de bajada se ha detenido y ahora debemos ser muy cautos”. “Nos preocupa el estancamiento de los descensos”, dijo, ante la temida cuarta ola que ya se está observando en algunos países de Europa.


“Tenemos una catarata que está ahí, la posible cuarta ola”, dijo, para analizar la situación que están atravesando países como Polonia, Francia, Italia, Austria, Grecia, Croacia y Alemania, que ya están tomando medidas muy restrictivas, con tasas de incidencia incluso menores a las de España.


“Cuando alrededor tuyo suceden estas cosas, esto nos puede ocurrir”, más teniendo en cuenta la capacidad de contagio del virus. “Esto es preocupante”, sentenció en su comparecencia ante la Comisión de Sanidad de las Cortes de Castilla y León para explicar la situación epidemiológica en la Comunidad por el COVID-19.

En concreto, en los últimos días el índice reproductor está oscilando en torno al uno, pero con provincias como Burgos (1,04), Palencia (1,18), Segovia (1,22), Soria (1,12) y Zamora (1,27) lo superan. En León está en 0,79; en Salamanca, en 00,93, y en Valladolid en 0,82.


“Esto significa que estamos en un valle con tendencia al crecimiento”, dijo, para insistir en el mensaje de “precaución y cautela”. De hecho, añadió que la última semana epidemiológica ha finalizado con una incidencia semanal superior a la anterior, lo que indica que la tendencia de bajada se ha detenido y ahora hay que “ser muy cautos”. En concreto, explicó que la incidencia a siete días semanal está en los 55,37 casos, y en los 108,16 a 14 días.


En estos momentos, Castilla y León que ocupa el úndecimo puesto en tasa de incidencia por cada 100.000 habitantes a siete y 14 días, con 25,42 y 65,47 casos, cuando la media del país se sitúa en los 57,46 y los 17,44 casos, respectivamente. Por lo que respecta a la evolución de las provincias, en todas bajan las incidencias, tanto a siete como a 14 días.


Así, a siete días, las más elevada se encuentra en Soria, con 127,1 casos por cada 100.000 habitantes, seguida por Palencia, con 102,92, y Burgos, con 99,82. Segovia alcanza los 96,43 La más baja se encuentra en la provincia de Zamora, con 21,69, y en la de Ávila, con 22,2. Por su parte León está en 33,96 casos; Salamanca, en 39,48, y Valladolid, en 37,45.


Por lo que respecta la incidencia en 14 días, con una media de 109,52 casos en la Comunidad, sólo Soria ronda el umbral de los 250 casos -cifra en la que se considera que existe transmisión comunitaria-, con 240,76. Después, se encuentra Burgos, con 180,06, por encima delos 179,02 casos de Palencia. Segovia está también en los datos más altos, con 158,33 casos, mientras que el resto no supera la barrera de los 100. Así, Ávila está en 34,25; León, en 86,32; Salamanca, en 78,66; Valladolid, en 88,54, y Zamora, en 39,28.


En estos momentos hay 379 pacientes COVID-19 ingresados en los hospitales de Castilla y León, de los que 252 están en planta y 127 en las unidades de críticos, lo que supone que uno de cada dos pacientes con coronavirus está en uci. Y ya hay dos centros libres de COVID-19, los hospitales de Aranda de Duero y Miranda de Ebro, ambos en Burgos.


Con estos datos, la situación hospitalaria en críticos alcanza una ocupación del 57,4 por ciento en las ucis estructurales, y del 25,04 por ciento de las ucis extendidas. La ocupación total de Sacyl, es del 134 por ciento en camas estructurales, y del 58,77 por ciento en las extendidas. “Hay posibilidades de seguir caminando, si no hay cuarta ola”.


Brotes

En cuanto a los brotes, con 246 activos hoy y 1.558.casos vinculados, la consejera insistió en que los más comunes siguen siendo familiares y mixtos, con una media de 6,3 casos por brote activo, por lo que pidió a la población que no se relaje. En esta última semana, los brotes más comunes continúan siendo familiares y mixtos, en un 84,9 por ciento de los casos.