La ocupación máxima de las terrazas durante Semana Santa, condicionada al acuerdo en la Interterritorial
Foto: ICAL. El vicepresidente de la Junta, Francisco Igea en el Ayuntamiento de Belorado (Burgos)

La ocupación máxima de las terrazas durante Semana Santa, condicionada al acuerdo en la Interterritorial

El vicepresidente señala que si hay un acuerdo en el Interterritorial "puede cambiar”
|

Igea emplaza la ocupación máxima de mesas en las terrazas durante Semana Santa al acuerdo de la próxima semana en la Interterritorial

El vicepresidente y portavoz de la Junta señala que “si hay un acuerdo en el Interterritorial puede cambiar” y subraya que el Gobierno autonómico “siempre se ha sujetado a los acuerdos del Interterritorial”


El vicepresidente, portavoz, y consejero de Transparencia, Ordenación del Territorio y Acción Exterior, Francisco Igea, emplazó hoy en Belorado (Burgos) la concreción de la ocupación máxima de mesas en las terrazas durante Semana Santa al acuerdo que se adopte la próxima semana en el Consejo Interterritorial de Sanidad.


El Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl) publica hoy el acuerdo por el que se establece el fin, a partir de las 00 horas del lunes 8, del régimen extraordinario limitativo ahora vigente, ante el manifiesto cambio de tendencia en la transmisión del coronavirus SARS-CoV-2 en Castilla y León. De esta forma, en hostelería y restauración, se limitará la ocupación máxima de mesas o agrupaciones de mesas a seis personas mientras que el comité de expertos del Consejo Interterritorial de Sanidad propone a cuatro. 


Al respecto, Igea declaró que “si hay un acuerdo en el Interterritorial puede cambiar” y subrayó que el Gobierno autonómico “siempre se ha sujetado a los acuerdos del Interterritorial”. “Todas las medidas que están recogidas en el semáforo (catálogo de medidas según los niveles de alarma) están en revisión en el Interterritorial”, aseveró, “donde hay un borrador que puede hacer más restrictivas algunas de las medidas o cambiar algunas de las medidas”, añadió.


De hecho, aseguró: “Si se produce un acuerdo nos sujetaríamos a este acuerdo”. “Siempre hemos defendido que los criterios sean lo más uniformes posibles; siempre nos hemos sujetado a eso y lo seguiremos haciendo”, sentenció a preguntas de los periodistas tras la reunión que mantuvo hoy en la localidad burgalesa de Belorado con su alcalde, Álvaro Eguiluz, y otros miembros de la corporación municipal.
El Bocyl publica hoy el acuerdo por el que se establece el fin, a partir de las 00 horas del lunes 8, del régimen extraordinario limitativo ahora vigente, ante el manifiesto cambio de tendencia en la transmisión del coronavirus SARS-CoV-2 en Castilla y León. De este modo, estará permitida la apertura de gimnasios, centros comerciales y el interior de la hostelería con limitaciones de aforo.


En hostelería y restauración, el consumo dentro del local no se podrá efectuar en barra o de pie y deberá realizarse sentado en mesa o agrupaciones de mesas, no pudiendo superarse el 33 por ciento del aforo. Se limitará la ocupación máxima de mesas o agrupaciones de mesas a seis personas. En todo caso, la distancia mínima entre mesas o agrupaciones de mesas será de 1,5 metros en terrazas al aire libre, y de dos metros en el interior de los establecimientos. Las terrazas se podrán abrir con el 75 por ciento del aforo.


Desescalada
Respecto a la desescalada que comienza el lunes en la Comunidad, el portavoz de la Junta reiteró que “no desaparece” el criterio de que la ocupación media de las unidades de cuidados intensivos en Castilla y León alcance el 35 por ciento que seguirá marcando el levantamiento delas restricciones. Sobre este aspecto, confirmó que la ocupación media de las unidades de cuidados intensivos en Castilla y León alcanza hoy el 34 por ciento, un punto por debajo del tope del 35 por ciento fijado por la Junta para rebajar las medidas excepcionalísimas y comenzar a desescalar.


Se trata, dijo, de “condicionar el avance a esta situación de saturación y vamos a seguir haciéndolo” y agregó que “las normas y los acuerdos evolucionarán de acuerdo a la evolución de la enfermedad”. “Se van a mantener los criterios, los tiempos cada dos semanas, que todas las provincias van a pasar por todos los niveles de alarma en la desescalada y cada dos semanas, y también se van a atender a los acuerdos de la Interterritorial”, concluyó.