Los peligros que acechan a los castaños de la provincia de Zamora

Los peligros que acechan a los castaños de la provincia de Zamora

|

El grupo de trabajo de sanidad de la Mesa del Castaño de Zamora ha celebrado una reunión en dependencias del Teatro Ramos Carrión en la que se han definido los procedimientos a seguir para enfrentar los problemas sanitarios más urgentes que afectan a la castañicultura en la provincia, como es caso de la avispilla del castaño y el chancro del castaño.


La reunión, presidida por el diputado de Agricultura y Ganadería, Ángel Sánchez Hidalgo, ha contado con la presencia del vicepresidente tercero de la Diputación de Zamora y diputado de Medio Ambiente, Javier Faúndez Domínguez, en calidad de representante de los ayuntamientos propietarios de sotos de castaños, y técnicos del Área de Agricultura y Ganadería de la Institución Provincial, representantes de los Servicios Territoriales de Medio Ambiente y de Agricultura de la Junta de Castilla y León, de los castañicultores, de los viveristas, de las asociaciones de castañicultores y el técnico de la Oficina del Castaño.


En  primer lugar, la Oficina del Castaño informó de los muestreos llevados a cabo en las comarcas de Sanabria y Aliste durante los meses de noviembre y diciembre de 2020 con el fin de delimitar la extensión del avance de la avispilla del castaño por la provincia, a la vez que se recababan datos sobre el chancro en las mismas parcelas.


Los datos que se han recabado indican que la avispilla del castaño ha alcanzado territorios mucho más al Este de lo esperado, por lo que la intervención por parte de las administraciones se hace urgente en vista de los daños que esta ocasiona a las plantaciones y la repercusión económica que esto supondrá a corto y medio plazo, pudiendo llegar a ocasionar pérdidas de entre el 70 y 80% en la producción de fruto, y en los casos más severos puede ocasionar la muerte del árbol.


La Mesa de la Sanidad ha concluido que con los tratamientos previstos no podrán controlar la amenaza que supone para los castaños de una manera definitiva por lo que tan solo se trata de minimizar los daños que pueda ocasionar este insecto que ha venido para quedarse en los sotos de la provincia.


En lo relativo al chancro, se ha determinado también su gran extensión a lo largo de las comarcas señaladas, y los trabajos a realizar darán continuidad a los ya ejecutados por la Junta de Castilla y León en Sanabria en años anteriores, y se extenderán al territorio de Aliste.


Las actuaciones a realizar serán por un lado el control biológico de la avispilla del castaño a través de sueltas de su parasitoide (Torymus sinensis), otra avispilla en este caso que parasita específicamente a la primera, en las parcelas donde las densidades de este insecto así lo recomienden.


Se prevé la actuación en al menos 70 puntos de las comarcas de Aliste y Sanabria conforme a los datos recabados en los muestreos realizados. Para ello se contará con el apoyo del Servicio Territorial de Zamora de la Junta de Castilla y León, la Diputación de Zamora, ayuntamientos y la Oficina del Castaño.


Por otro lado, en el caso del chancro del castaño, se continuará la tarea ya comenzada años atrás por la Junta de Castilla y León, ayuntamientos, asociaciones de propietarios, pero de manera más coordinada a través de la citada Oficina del Castaño, que centralizará las actuaciones y recopilará datos de manera que se eviten duplicidades en las actuaciones llevadas a cabo.


Así pues, se realizará el control biológico del chancro mediante el empleo de cepas hipovirulentas siempre que sea posible su empleo, dado que tiene que existir una compatibilidad entre la cepa del hongo presente en un determinado árbol o parcela y la cepa hipovirulenta con la que se trate. De no existir dicha compatibilidad el tratamiento no es procedente.


A todo ello hay se unirán acciones formativas para castañicultores, que al fin y al cabo son los gestores de las explotaciones sobre el terreno.


Todas estas acciones, tal y como se ha citado anteriormente, se coordinarán a través de la Oficina del Castaño, dependiente de la Diputación de Zamora, con sede en los Ayuntamientos de Alcañices y de Lubián.

Esta permanecerá abierta, en horario de atención al público de 09:00 a 14:00 h, en el Ayuntamiento de Alcañices los martes y jueves, mientras que en Ayuntamiento de Lubián el día de apertura será el miércoles.

Para cualquier consulta los castañicultores podrán dirigirse a dichas oficinas en los días y horarios señalados, así como a través del correo electrónico oficinadelcastano@gmail.com


MESA DEL CASTAÑO


La Mesa del Castaño se constituyó el pasado 11 de noviembre de 2020 a instancias de la Diputación de Zamora, en una reunión en la que se aprobó también su composición y su sistema de funcionamiento.

Se crea como punto de referencia para todo el sector de la castañicultura de la provincia de Zamora para coordinar las distintas acciones a realizar con el fin de apoyar a un sector que se encuentra en serios problemas debidos a diversas causas, desde el despoblamiento del entorno rural y el abandono de las plantaciones, y los económicos derivados por unos precios bajos del producto, hasta los más acuciantes tales como los fitosanitarios, y todo desde el consenso de todas las partes implicadas.