Las Cortes rechazan el puente de Masueco y el planteado para conectar las dos orillas de la presa de Almendra
el portavoz leonesista en Cortes, Luis Mariano Santos, defendió la prpuesta

Las Cortes rechazan el puente de Masueco y el planteado para conectar las dos orillas de la presa de Almendra

Las enmiendas a los Presupuestos autonómicos que solicitaban recuperar el proyecto de construcción del puente internacional de Masueco, así como un estudio para conectar las dos orillas de la presa de Almendra en su zona intermedia solo contó con el apoyo de Unión del Pueblo Leonés
|

Tras debatirse en el pleno de Presupuestos autonómicos, a instancias de Unión del Pueblo Leonés (UPL), el proyecto de construcción del puente internacional de Masueco, este seguirá por el momento sin ver la luz, al haber sido rechazada por las Cortes de Castilla y León la enmienda para tal fin presentada por los leonesistas, que en la parte del debate de Presupuestos sobre el área de Fomento vieron cómo se rechazaba tanto esta enmienda como la que solicitaba un estudio para determinar el punto más conveniente por el que conectar mediante un puente las orillas salmantina y zamorana de la presa de Almendra en su zona intermedia.


En este sentido, ambas iniciativas sobre el noroeste salmantino sólo contaron con el voto favorable de UPL en el turno de votación, siendo rechazadas por los representantes de PP y Ciudadanos, y contando con la abstención de PSOE, Podemos, Vox y Por Ávila, de modo que, al quedarse fuera de los Presupuestos autonómicos para este año, ambos proyectos deberán seguir esperando para poder ver la luz.


En dicho debate presupuestario, el portavoz leonesista en Cortes, Luis Mariano Santos, remarcó, sobre el puente de Masueco, la necesidad de “mejorar las conexiones entre la Región Leonesa y Portugal en el entorno de Las Arribes del Duero”, así como, acerca del puente planteado en la zona intermedia de la presa de Almendra, la necesidad de “recuperar las intensas relaciones económicas y comerciales que existían entre Sayago y el noroeste salmantino antes de la construcción de dicha presa, conectando ambas orillas a la altura de Carbellino”.


Respecto al texto en sí de dichas enmiendas presentadas por Unión del Pueblo Leonés, éstos consideraban conveniente “crear un acceso y construir un puente internacional entre Masueco y Ventozelo”, cuyo objetivo sería “tener una mayor permeabilidad con Portugal en esta zona de la frontera”. Una infraestructura que los leonesistas juzgan como necesaria “dada la incomunicación existente entre España y Portugal entre los pasos de Saucelle y Fermoselle”, los cuales, según recuerda UPL en su enmienda, “tienen además ciertas limitaciones para el tráfico”, en referencia a las restricciones de tonelaje existentes en el paso de Saucelle, así como el hecho de que en el paso de Bemposta-Fermoselle no puedan circular dos coches a la vez en el tramo de la presa de Bemposta, generándose un cuello de botella.


Asimismo, desde UPL se recuerda que “este proyecto, impulsado desde la plataforma PUENTE (Plataforma Unión Entre Territorios) en el año 2002, fue incluido como compromiso en el Plan del Oeste, incumpliendo las administraciones su ejecución posteriormente, sin haber mediado hasta el día de hoy una razón que consideremos lógica para abandonarlo o para no retomarlo, que es lo que planteamos”.


Por otro lado, los leonesistas apuntaban en la enmienda que el puente internacional podría ser ejecutado por el gobierno autonómico “como parte complementaria de la carretera de titularidad autonómica SA-314, infraestructura que ayudaría a conectar el noroeste salmantino con Mogadouro, accediendo así a la carretera IC5 portuguesa que enlaza con la A4 en dicho país y da acceso a Vila-Real y Oporto”.


Por otro lado, en lo que concierne al puente propuesto desde UPL que sirviese de enlace desde Villaseco de los Reyes o Monleras con Carbellino, los leonesistas solicitaban una partida para un informe técnico que determinase las posibilidades de unir las orillas salmantina y zamorana de la presa de Almendra en la parte intermedia de la misma. En este aspecto, los leonesistas recordaban “la incomunicación existente entre Zamora y Salamanca en los 44 kilómetros que separan Ledesma y el muro de la presa de Almendra” y solicitaban “romper el ‘muro de agua’ mediante un puente en la zona intermedia que conectase las carreteras ZA-320 y la SA-302, ambas de titularidad autonómica”.


En cuanto a los tramos que revestirían menor dificultad para realizar dicho enlace, los leonesistas apuntan a dos zonas concretas, una desde Monleras aprovechando el trazado de una antigua carretera, y otra desde Villaseco de los Reyes aprovechando el mayor estrechamiento de la lengua de agua. En todo caso, en la parte zamorana el enlace se haría desde Carbellino, teniendo como efecto positivo reducir la distancia entre Vitigudino y Zamora a unos 85 kilómetros por carretera, frente al centenar de kilómetros que separan actualmente a ambas localidades, mientras en el caso de Lumbrales la distancia por carretera con Zamora se reduciría a unos 110 kms, frente a los 125 kms actuales.


Sin embargo, los argumentos planteados desde Unión del Pueblo Leonés en el pleno de Presupuestos no convencieron a las Cortes de Castilla y León, que rechazaron tanto el puente de Masueco como el de Carbellino, si bien los leonesistas ya han apuntado que “seguiremos insistiendo sobre ello, en este caso ya vía preguntas en Cortes, para que nos expliquen con detalle el por qué se oponen al desarrollo de estos proyectos, e invitándoles a que redefinan su postura en este aspecto y puedan llevarse a cabo, para lo que desde luego tienen y tendrán tendida nuestra mano”.