VÍDEO ENTREVISTA | Óscar López: “Hay una cadena pública hotelera de tamaño medio, Paradores, con el mayor prestigio del mundo”
Óscar López, presidente de Paradores, ante una imagen del Parador de San Marcos de León./ FALCAO

VÍDEO ENTREVISTA | Óscar López: “Hay una cadena pública hotelera de tamaño medio, Paradores, con el mayor prestigio del mundo”

El presidente y CEO de Paradores, elsegoviano Óscar López, asegura en una entrevista con NOTICIASCYL que de que lo que más se siente orgulloso es por haber salvado puestos de trabajo durante la pandemia
|

El segoviano Óscar López fue elegido diputado en 2004, habiendo sido Secretario de Organización del PSOE, candidato a la Presidencia de la Junta de Castilla y León y ha desempeñado destacadas funciones tanto en el Congreso de los Diputados como en el Senado y en las Cortes de Castilla y León. Ha ejercido como portavoz socialista en la Cámara Alta y también como portavoz de la comisión de Asuntos Exteriores, portavoz Comisión Congreso-Senado de Control de RTVE y portavoz del grupo socialista en las Cortes de Castilla y León. Actualmente es Presidente y CEO de Paradores Nacionales de España desde julio de 2018.


Casi un siglo a sus espaldas, pero Paradores ha conseguido convertirse en todo un referente en el sector turístico a nivel nacional e internacional con su apuesta por lugares emblemáticos como castillos o conventos, además de ubicaciones en parajes geográficos de gran interés natural, algunos en Ciudades Patrimonio de la Humanidad. Con una temporada de verano de Paradores con ocupaciones medias y cerrando el año con la mitad de ingresos de otras temporadas, pero 'salvando los muebles' con cifras muy superiores respecto al resto del sector, hablamos con su presidente, Óscar López, que asegura que de lo que más se siente orgulloso es por haber salvado puestos de trabajo.







P.- Vaya diferencia en las cifras de hace un año a estos momentos.

R.- Si, la verdad es que 2020 ha sido el peor año de la historia para el sector turístico. Nunca habíamos vivido un cierre total y este año ha tocado con la pandemia. Pero bueno, lo primero es la salud. En todo caso, el turismo no ha parado de crecer en los últimos años, diría más, en los últimos 40 años, y volverá a crecer cuando haya movilidad y seguridad sanitaria absoluta.


P.- ¿Cuál es el mayor cambio al que obligará a Paradores esta situación de pandemia?

R.- Paradores es un producto muy bueno para el tiempo nuevo. De hecho, este verano somos la primera gran cadena hotelera de España certificada con el sello Safe Tourism Certified, y este verano ha sido un refugio para mucha gente. De ahí que hayamos tenido ocupaciones por encima del 84 por ciento en agosto. Eso quiere decir que la gente entiende que Paradores es un destino seguro y alejado de la masificación. Es el destino en entornos naturales, en hoteles de tamaño medio, con muy buenos protocolos de seguridad. Creo que Paradores saldrá reforzado.


P.- ¿Cuál es la situación real de Paradores de España?

R.- Paradores es una empresa pública que tiene 92 años y que ha estado dando beneficios en los últimos cuatro años. Es una empresa pública que da beneficios además de reinvertir, porque invierte todos los años en el mantenimiento del patrimonio histórico de este país, y además ayuda a los productores locales al comprar producto local, y crea empleos directos e indirectos, muy especialmente en el mundo rural donde haya un Parador. Por lo tanto, Paradores tiene una situación muy buena y cuando cumpla 100 años será una empresa puntera. De hecho, acaba de ser reconocida como la mejor marca de este país y la mejor cadena hotelera del mundo en reputación, según un estudio independiente y, por lo tanto, es una empresa que goza de muy buena salud.


P.- ¿Y de Castilla y León, en concreto?

R.- La relación de Castilla y León con Paradores es larga y extensa. Castilla y León está repleta de paradores y además tenemos un poco la representación de todos en León, con San Marcos, uno de los símbolos de esta compañía. El Parador de León, clave en el Camino de Santiago, ha tenido una inversión de 15 millones de euros que lo han convertido en uno de los mejores hoteles del mundo en su categoría. Es un símbolo y un orgullo, no sólo para León, sino para toda la empresa y para este país.


Además de eso, tenemos pequeños paradores en entornos rurales, como pueden ser Villafranca del Bierzo que es muy importante para la comarca del Bierzo; como puede ser el de Cervera de Pisuerga en la provincia de Palencia. También el propio de Tordesillas. Tenemos paradores muy punteros también, como pueden ser Segovia o La Granja, con mucha importancia especialmente en otro sector que tiene que ver con convenciones, empresas, reuniones. Tenemos paradores que están apostando por la gastronomía y por el producto local, como Ávila, que tiene un proyecto de la ‘Ternera de Ávila’ que está funcionando muy bien. Como digo, Castilla y León tiene muchos paradores, todos ellos funcionan muy bien, todas las provincias tienen parador y son icónicas para acompañar a alguien que quiera ir a Castilla y León.


Hay una demanda que por supuesto va a ser atendida por el Parador de San Marcos de León, como la memoria a lo que ha sido su historia


P.- ¿Qué destacaría de la red de Paradores en Castilla y León?

R.- Evidentemente si alguien quiere conocer el patrimonio del bueno, del mejor, se puede alojar en León y conocer toda la historia de nuestra tierra. Si alguien quiere comer bien se podría hospedar en Ávila, como he dicho antes, y probar esa ternera raza autóctona. Si interesa el turismo de montaña, el de Cervera de Pisuerga. Si alguien quiere celebrar una reunión de empresa o una convención, se puede ir a La Granja que tiene un parador con unas instalaciones espectaculares. Si alguien quiere hacer una senda por el río Duero, se puede ir al Parador de Soria. Si alguien quiere hacer un viaje y parar a comer muy bien o sencillamente alojarse también una noche puede hacerlo en el Parador de Lerma en la provincia de Burgos. Paradores tiene una oferta muy buena, muy amplia y de mucha calidad.


P.- Existe mucha controversia respecto al Parador de San Marcos, recientemente inaugurado, en cuanto a la Memoria Histórica, sabiendo qué fue durante los duros años del franquismo.

R.- Creo que no existe mucha controversia. Hay una demanda que por supuesto va a ser atendida por el Parador como la memoria a lo que ha sido su historia. De hecho, hay una sala del Museo de León contiguo al Parador de León donde ya hay un monumento que fue en su día erigido a esta cuestión. Y, por supuesto, haremos un reconocimiento al pasado del Parador de León, que va mucho más allá de eso, porque el Parador de León tiene siglos de antigüedad, incluso fue cárcel donde estuvo recluido Quevedo. Es evidente que los edificios donde están Paradores son edificios con mucha historia y muchos de ellos han sido cárcel, han sido hospital, han sido convento. Está bien que se conozca la historia de cada edificio, porque esa es parte de la misión de Paradores.


P.- ¿Qué logros, en el sector turístico, destacaría de Paradores?

R.- Hemos sido la primera empresa hostelera que ha suprimido todos los plásticos de un solo uso. Estamos utilizando toda la energía renovable que tenemos. Toda la energía eléctrica que utilizamos es renovable. Hacemos proyectos con asociaciones y convenios con organizaciones como por ejemplo el Oceanográfico de Valencia, y campañas de recogida en playas, de cuidado de especies autóctonas como es la tortuga mediterránea o como es el quebrantahuesos en los Picos de Europa. Promocionamos, como digo, el producto local. Paradores es una empresa que además de dar números, tiene una rentabilidad social muy grande.


P.- ¿Funciona bien la ‘Tarjeta Amigo de Paradores’ para este nuevo ciclo que se abre en el día después de la pandemia?

R.- Funciona también que hay más de un millón de clientes que tienen la tarjeta de paradores y el 55 por ciento de la facturación de esta compañía viene de los amigos de Paradores. Puedo decir que ya le gustaría a cualquier otra cadena hotelera tener esa fidelidad en sus clientes. Esa es una de las señas de identidad. Si yo tuviera que destacar dos diferencias desde el punto de vista estrictamente empresarial de la cadena Paradores con el resto de cadenas, la primera es, como digo, la fidelidad de los clientes, con el 55 por ciento que tienen la tarjeta. La segunda es que somos la única cadena hotelera del mundo que factura la mitad por restauración. Por eso siempre me ha gustado decir que Paradores es una cadena de hoteles y de restaurantes. Nos olvidamos de eso. Es la única cadena española que tiene más de 100 restaurantes en toda España. Si usted se va a una ciudad de España buscará un hotel y luego irá a comer a otro sitio, mientras que en Paradores el destino es también gastronómico, la gente se queda a comer o incluso va a comer. Luego es una cadena de restaurantes y hoteles. Las dos cosas.


El aspecto gastronómico es fundamental en Paradores. La mitad de la facturación proviene de los restaurantes donde destacan los productos locales


P.- ¿Qué supone este aspecto culinario –cada día más de moda- en la red de Paradores?

R.- Es fundamental. Ya le digo que la mitad de la facturación proviene de los restaurantes. Esa quizás es una de las cosas de las que más orgulloso estoy. Porque ahí sí, Paradores estaba perdiendo cuota de mercado en el sector de la restauración en España, pero ha pegado un salto histórico en los últimos años cuando España se ha inundado de estrellas Michelín.


España se ha llenado de restaurantes de mucha calidad que no existían hace quince años, y Paradores tenía que evolucionar. Así, en los últimos dos años hemos conseguido invertir la tendencia y ahora estamos otra vez creciendo en el número de cubiertos. Cómo lo hemos hecho. Volviendo a las esencias. Porque la esencia de paradores es el producto local. Es la cocina regional. Es la diversidad culinaria de España. Hemos apostado por eso y la gente lo ha entendido. De hecho, en cualquier parador encontrará usted en la parte izquierda del menú siempre al menos 10 o 15 platos locales, porque eso es lo que busca la gente de Paradores. Por cierto, lo que muchos entendían que era lo más antiguo, se ha convertido en lo más moderno, porque ahora todo el mundo se llena la boca de hablar del producto kilómetro cero del producto local de la cocina tradicional.


En eso somos líderes y desde luego hemos vuelto a apostar por la esencia, por no desdibujar lo que supone paradores y los clientes han respondido, ya que como dije, estamos creciendo en el número de cubiertos.


P.- ¿Necesita una modernización la marca Paradores, después de tantos años de servicio?

R.- La marca Paradores, después de tantos años de historia, no ha parado de modernizarse. Si no fuera así, si Paradores no fuera moderno, no sería la marca con más prestigio de toda España. Digo la marca con más prestigio de toda España de cualquier sector. No hay otra marca en España de ningún sector que tenga más valoración que Paradores. Eso es mucha responsabilidad. Y eso es el trabajo de mucha gente durante mucho tiempo.


Pero si Paradores se hubiera quedado desfasado y si fuera vieja, si no hubiera un servicio de calidad, no tendría la mejor reputación de todas las marcas de este país, ni sería la cadena hotelera con más reputación del mundo. Los españoles, que estamos muy acostumbrados a tirarnos piedras de vez en cuando, también tenemos que saber sacar pecho y decir las cosas que hacemos bien.


En el mundo hay cadenas como Marriott International, como Hilton Worlwide, como Sheraton o InterContinental Hotels Group, y en España existen cadenas de primer nivel internacional como Meliá Hotels International, Barceló Hotel Group y Riu Hotels & Resorts, pero hay una cadena pública hotelera de tamaño medio, Paradores, que es la que tiene el mejor prestigio del mundo.


Si de algo estoy orgulloso es de que esta empresa ha mantenido todo el empleo. No ha habido despidos ahorradores, ni siquiera ERTEs y hemos mantenido toda la plantilla


P.- ¿Cómo cerrará el año?

R.- Este es un año muy malo, vamos a facturar la mitad que el año pasado. A pesar de eso, tengo que destacar que cuando hemos podido trabajar sin restricciones a la movilidad, es decir, cinco meses, enero, febrero, julio, agosto y septiembre, esos 5 meses Paradores ha dado beneficios. Por lo tanto, cuando Paradores no se ve limitada por la restricción de movilidad, da beneficios. Ahora bien, si de algo estoy orgulloso, además, es de que esta empresa ha mantenido todo el empleo, y subrayo, todo el empleo. En Paradores no ha habido despidos ahorradores, ni siquiera ERTEs y hemos mantenido toda la plantilla a pesar de haber estado cerrados tres meses por el estado de alarma anterior.


P.- Hay quien aboga por una privatización.

R.- Estoy radicalmente en contra. Es más, quien pretenda privatizar esta red tiene que saber que eso es decretar el fin de Paradores. Si Paradores funciona hoy es gracias a ese espíritu de solidaridad, a esa red que tiene tejida en todo el territorio. Vamos a poner un ejemplo que es muy gráfico, solo los beneficios del Parador de Cádiz permiten sostener 10 paradores como Villafranca del Bierzo. Gracias a que hay paradores como Alcalá de Henares, como León, como Santiago de Compostela, como El Saler en Valencia, cuando llegue la normalidad volverán a generarse beneficios importantes.


Paradores, que factura mucho y deja mucho beneficio, permite que luego se puedan sostener muchos paradores más humildes que hay por España y que es muy difícil tenerlos en beneficio. No voy a dar nombres, pero en muchos paradores de interior pueden funcionar muy bien en fin de semana o en ciertas temporadas, luego es más difícil su rentabilidad. Gracias a que esa red existe y es una red solidaria, se puede mantener toda la red. Si no, sería inviable. Si alguien privatizara a Paradores, lo primero que haría sería cerrar 20 o 30 paradores.


Yo estoy radicalmente en contra de esa idea privatizadora. Por cierto, para los que se les llena la boca de criticar lo público, es una empresa pública la que está dando beneficios y tiene la mejor reputación de este país y es pública. En el reino del capitalismo, las marcas son el rey. Pues la mejor marca es pública.


P.- Finalmente, ¿qué esperanzas tiene para el 2021 sabiendo que la vacuna ya está ahí?

R.- Evidentemente, con la vacuna estamos todos muy ilusionados y muy esperanzados en que si el año 2020 ha sido un año horrible, en primer lugar en términos de de vidas y de salud, que el año 2021 sea el de la vacuna, de la recuperación, del reencuentro y de los viajes.


Nosotros estamos muy confiados en que a partir de Semana Santa podamos trabajar con normalidad y podamos volver a ofrecer nuestros servicios y a crear empleo, a crear riqueza, que es lo que necesita este país. Hace falta hacer compatible ese cuidado de la salud, esa recuperación sanitaria con la recuperación económica. Y desde luego, Paradores está ahí.