El portavoz del PP en la Diputación reconoce el "error" y rechaza dimitir porque no cree que sea para tanto

El portavoz del PP en la Diputación reconoce el "error" y rechaza dimitir porque no cree que sea para tanto

|

El portavoz de Grupo del PP en la Diputación, Agapito Hernández, ha reconocido como un "error" la grabación con su móvil de una negociación sobre la renovación del convenio con el Ayuntamiento de la capital para la prestación del servicio de extinción de bomberos en municipios del alfoz pero, sin embargo, ha rechazado dimitir al considerar que lo ocurrido no es para tanto.



Media hora después de que los socialistas comparecieran ante los medios y exigieran su dimisión irrevocable, tras desvelar que había grabado con su móvil la conversación mantenida con el concejal del PSOE Alberto Palomino, a la que luego dio difusión en el grupo de Whatsapp de los portavoces de la institución provincial, el aludido, secundado por el vicepresidente primero, Víctor Alonso, hacía lo propio pero para anunciar ya que no estaba dispuesto a dejar sus cargos.


De hecho, ha sido primero el vicepresidente primero el que ha tomado la palabra para mostrar el total respaldo del Grupo del PP a su gestión como portavoz del mismo y en su labor negociadora de polémico convenio, para acto seguido ser el propio Agapito Hernández quien, en declaraciones recogidas por Europa Press, entonar el mea culpa por la grabación que, sin embargo, ha justificado en cuanto al objetivo perseguido.


"Reconozco que no es lo más acertado realizar esa grabación de una conversación entre dos representantes públicos, no voy a justificar lo que no se puede justificar, pero si lo hice fue porque no soportaba que el portavoz del PSOE pusiera en duda la voluntad del equipo de gobierno de llegar a un acuerdo en esta materia", ha explicado Hernández.


Sin embargo, el diputado del PP no entiende que de una cosa así "se pueda hacer una superproducción, máxime cuando ningún cargo público debería de tener miedo a que se hiciera pública una conversación. Sorprende que pida mi dimisión y no pida la del alcalde por cuestiones bastante más graves", ha recriminado Hernández a Ferreira en alusión a la polémica por la adjudicación de un contrato por casi 200.000 euros a un empresario vasco en cuyo yate de lujo pasó luego Óscar Puente unas vacaciones este verano.


En cuanto al convenio en sí, el portavoz del PP ha reconocido que llegó a plantear al concejal del Ayuntamiento una prórroga al menos de un año debido a que en estos momentos la Diputación no está preparada para prestar el servicio de extinción a los municipios del alfoz, planteamiento que, sin embargo, fue rechazado por Alberto Palomino debido a la diferencia económica existente entre las propuestas de una y otra institución.


"Esa transición en la prestación del servicio requiere de una serie de medidas de reestructuración, tanto para crear un nuevo parque como para incrementar efectivos, de ahí la propuesta de que siguieran ellos al menos otro año", ha indicado Hernández, quien acusa al Ayuntamiento de cerrarse en banda y de hacer prácticamente imposible un acuerdo en esta materia.


El diputado del PP ha explicado que la Diputación, que venía hasta ahora aportando 600.000 euros anuales por el servicio, está dispuesta a poner sobre la mesa 1.100.000 euros hasta llegar, dentro de cuatro años, al 1.200.000 que exige el Ayuntamiento, si bien el encargado de la negociación por parte de dicha institución ha descartado también ese ofrecimiento.