Las zonas sin 'mortalidad COVID' se reducen a solo cuatro tras la escalada de las últimas semanas

Las zonas sin 'mortalidad COVID' se reducen a solo cuatro tras la escalada de las últimas semanas

|

El coronavirus ha avanzado de manera importante durante los últimos días de octubre y primeros de noviembre. La alta cantidad de contagios ha llevado a una presión hospitalaria importante y a una cantidad de fallecidos que todos los días sobrepasan la treintena.


Así, aunque ahora parece estabilizarse, ha preocupado, y sigue haciéndolo, mucho en la mayoría de las zonas, lo que ha llevado a tomar medidas drásticas como el cierre de la hostelería y centros deportivos o el toque de queda, o incluso ir más allá en Burgos


La subida de la incidencia ha provocado que, incluso, el coronavirus haya llegado a lugares que parecían inexpugnables. No en vano, a finales de octubre eran ocho las zonas que permanecían sin fallecidos, mientras que a mediados de noviembre, apenas 20 días después, son solo cuatro, la mitad. Si la vista se hecha todavía más atrás, a finales de septiembre las zonas llegaban a 13. 


Así, es Burgos quien tiene más zonas libres de los peores datos del coronavirus. Sedano y el Condado de Treviño permanecen todavía sin fallecidos, mientras que le acompañan Riaño, en León, y Alta Sanabria, en Zamora. 


Las otras cuatro zonas, Burgos Rural Norte, Tábara, Carbajales de Alba y Fuentes de Oñoro han caído ya entre las garras con dos, cuatro, uno y un fallecidos, respectivamente. En septiembre se unían a estas Navarredonda de Gredos (2), Camarzana de Tera (6), Mota del Marqués (3), Valle de Valdebazana (1) y Torquemada (1).