Las obras del puente medieval de Tordesillas finalizarán la próxima primavera

Las obras del puente medieval de Tordesillas finalizarán la próxima primavera

|

El delegado del Gobierno, Javier Izquierdo, acompañado del subdelegado del Gobierno en Valladolid, Emilio Álvarez Villazán, visitó este jueves las obras en curso en el puente medieval de Tordesillas, en el que el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, está realizando una compleja actuación de restauración y consolidación de los elementos del puente con un presupuesto de 3,64 millones de euros.


La previsión es que la intervención culmine la próxima primavera, tras una ambiciosa terna de trabajos que recuperarán no sólo el puente en sí, sino también un antiguo mirador, ahora en proceso de demolición, que será sustituido por una estructura más ligera y accesible.


El puente de Tordesillas, del que no se conoce fecha exacta de su construcción tiene un incalculable valor patrimonial por lo que representa desde el punto de vista del valor tecnológico constructivo en la ingeniería y por su importancia social e histórica.


Se trata de un puente medieval de fábrica de sillería compuesto por diez arcos ojivales de piedra caliza. Las luces varían desde 9.50 metros hasta los casi 15.90 metros que llega a alcanzar el vano diez, y flecha variable. Cuenta con una longitud total aproximada de 180 metros entre estribos y una anchura 7.30 metros. El puente tiene nueve pilas de 6.00 metros de anchura protegidas mediante tajamares afilados en todas ellas. La infraestructura se completa mediante dos estribos y muros laterales de contención de tierras.


Además, sobre el alzado izquierdo, próximo al estribo nº 1, existe una aceña y un antiguo inmueble (con un forjado cuya tipología no corresponde a la época de la obra original) además de un mirador que en su día fue visitable, aunque hace tiempo que se encuentra cerrado por seguridad, debido a los numerosos daños que presenta.


Durante los más de 800 años de su vida, el puente ha sido objeto de innumerables intervenciones provocadas por distintas causas, pero finalmente se detectó la existencia de socavaciones en tres de sus pilas y el deterioro general de las obras de fábrica en sus alzados y bóvedas lo que ha hecho necesario llevar a cabo trabajos de reparación con carácter de emergencia para asegurar su estabilidad.


El alcalde de Tordesillas, Miguel Ángel Oliveira, aprovechó el acto para extender su agradecimiento tanto al Gobierno de España, como al Ministerio de Fomento, por su trabajo en la localidad, al igual que a la Confederación Hidrográfica del Duero y a la Dirección General de Patrimonio Cultural de la Junta de Castilla y leon. “Es una obra que necesitábamos. Este trabajo conjunto de diversas administraciones, es un símbolo del trabajo bien hecho. Un ejemplo de como fruto de esta colaboración, se consiguen grandes logros” puntualizaba Oliveira. 


El primer edil, ha avanzado, que con motivo de la finalización de las obras – previsiblemente en primavera del año 2021 – , se llevará a cabo una celebración. “Desde el Ayuntamiento también llevaremos a cabo varias intervenciones como es el arreglo del arroyo del molino, la limpieza de parte de la playa y unas aceñas del río Duero, con el objetivo que este entorno natural único, sirva de reclamo turístico. Hasta el momento nunca se había pensado en aprovechar turísticamente el río, y creemos que gracias a esta inversión, se pueda poner poner en valor la naturaleza de Tordesillas y su entorno”.


Javier izquierdo tordesillas





Puente tordesillas obras