UGT acusa a Casado de "mentir" sobre la falta de reactivos o las pruebas a personal sanitario

UGT acusa a Casado de "mentir" sobre la falta de reactivos o las pruebas a personal sanitario

|

El sindicato UGT ha acusado a la consejera de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Verónica Casado, de "mentir" sobre la falta de reactivos para la realización de pruebas, la situación del sistema sanitario durante la pandemia o la realización de pruebas al personal sanitario y sociosanitario de la Comunidad.


A través de un comunicado remitido a Europa Press, el sindicato considera que Casado "mintió" cuando digo el pasado 20 de agosto que los problemas sobre reactivos eran "algo puntual" en el Clínico de Salamanca, cuando "ya sabía que pasaba en más hospitales de la Comunidad", como "así tuvo que reconocer a regañadientes" en la rueda de prensa de este lunes.


Asimismo, considera que la consejera "miente y persevera en la mentira" cuando "sigue defendiendo que el sistema sanitario no colapsó ni siquiera hubo riesgo de ello". "Es indignante que a estas alturas siga sin reconocerse lo que sucedió en Soria y Segovia, abandonadas a su suerte por la Consejería como demuestran los hechos vergonzantes del hospital de campaña vacío o el apoyo del SAMUR madrileño", ha subrayado UGT.


También la acusa de "mentir" respecto a las pruebas serológicas y PCR a los trabajadores sociosanitarios y de Sacyl, pues "tanto el protocolo del Ministerio como el de la Junta sólo hace referencia a los trabajadores del sector asistencial".


En cuanto a la dificultad para disponer de profesionales, UGT ha recordado que los profesionales sanitarios que se forman en esta Comunidad "huyen" ante las "condiciones precarias" que "históricamente ofrece esta Consejería".


Además, ha criticado que los primeros movimientos del nuevo equipo directivo de Sanidad en materia de recursos humanos fueron "los ceses de multitud de trabajadores sanitarios eventuales, muchos de los cuales cruzaron las fronteras de esta Comunidad hacia las cercanas".


En tercer lugar, durante el primer descanso de la pandemia "se cesó y no se prorrogó el contrato a personal sanitario", como critica el sindicato.