El CEDER de Lubia coordina un proyecto europeo para aprovechar productos de tierras consideradas marginales
Presentación del proyecto europeo BeonNat en el Centro de Desarrollo de Energías Renovables de Lubia (Soria). - SUBDELEGACIÓN DEL GOBIERNO DE SORIA

El CEDER de Lubia coordina un proyecto europeo para aprovechar productos de tierras consideradas marginales

|

El Centro de Desarrollo de Energías Renovables de Lubia (Soria) coordina un proyecto europeo, denominado BeonNAT, que cuenta con una financiación de unos seis millones de euros y que persigue la obtención de bioproductos en tierras consideradas marginales.


El CEDER es un organismo público de investigación adscrito al Ministerio de Ciencia e Innovación del Gobierno de España y dependiente del CIEMAT (Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas).


El subdelegado del Gobierno en Soria, Miguel Latorre, ha participado este jueves en la presentación ante los medios de este proyecto aprovechando la reunión de lanzamiento, un encuentro que se celebra por videoconferencia y en el que participa la quincena de socios que llevarán a cabo esta investigación.


Además de la directora del CEDER, Raquel Ramos, y del coordinador del BeonNat, Luis Saúl Esteban, en la rueda de prensa ha estado también presente el director ejecutivo de la institución soriana Cesefor (Fundación Centro de Servicios y Promoción Forestal y de su Industria) que inicia con el CEDER, según Latorre "una importante colaboración, que se va a incrementar con nuevas propuestas de proyectos en las que ya se está trabajando".


Pablo Sabín ha explicado que, para Cesefor, este es el segundo proyecto de carácter internacional vinculado al aprovechamiento y otros usos de tierras marginales. El otro es Horizon 2020 'MAIL', puesto en marcha para combatir el cambio climático junto con socios de cuatro países en la identificación de tierras marginales en Europa, para estudiar su potencial como territorios que contribuyan a la absorción de CO2.


OBJETIVO DEL PROYECTO
El objeto del proyecto BeonNAT (Cadenas de valor innovadoras de especies de árboles y arbustos cultivados en tierras marginales como fuente de biomasa para industrias de base biológica) es crear bioproductos de alto valor añadido, mediante el cultivo de especies arbóreas y arbustivas infrautilizadas, en tierras marginales de Alemania, Rumanía y España.


Se busca incrementar recursos naturales, no a costa de tierras de cultivo viables, sino mediante un uso inteligente de tierras marginales y de arbustos y árboles cuya explotación actualmente es escasa o nula. El fin es satisfacer la demanda de materiales de base biológica como extractos, aceites esenciales, bioplásticos, pasta de madera, 'biochar' (carbón vegetal) y absorbentes, mientras se contribuye a la sostenibilidad y la biodiversidad.


El proyecto quiere igualmente demostrar la viabilidad de la explotación de estas tierras marginales, consideradas tradicionalmente no rentables para el cultivo, de manera que genere oportunidades de creación de nuevos puestos de trabajo en el ámbito rural y actuar como freno a la pérdida de población.


En el desarrollo del proyecto se contempla la selección de distintas especies de árboles y arbustos infrautilizados, como el enebro, la jara, el ciprés y el olmo entre otros, en Alemania, Rumanía y España.


Además, se buscarán técnicas de recolección y logística sostenibles, se evaluarán los beneficios de los cultivos mixtos frente a los monoespecíficos en cada uno de estos tres países europeos, y se definirán las tierras marginales agrícolas y forestales adecuadas en estos tres países.


La reunión de lanzamiento, que dadas las circunstancias actuales se está celebrando durante toda la mañana de este viernes telemáticamente, pone en marcha el proyecto y abordará puntos clave relacionados con la coordinación y gestión del mismo.


BeonNAT tiene una duración de 60 meses por lo que su finalización está prevista en 2025.