Los empresarios de ocio nocturno claman contra la Junta de Castilla y León "sin descartar nada"
Un concierto en director en ´La chica de ayer' de Salamanca

Los empresarios de ocio nocturno claman contra la Junta de Castilla y León "sin descartar nada"

Ocio nocturno, sector taurino, orquestas y feriantes tampoco descartan "nada" por la incertidumbre respecto a sus negocios
|

Las consecuencias económicas de la post pandemia comienzan a aflorar en muchos sectores de la economía y, sobre todo, en aquellos cuya apertura está condicionada por las fases implantadas y por su propia característica de negocio. Es el caso del sector del ocio nocturno, que, aseguran a Noticiascyl, van a "empezar un movimoento reivindicativo para intentar que a los locales con licencia A o B nos tengan en cuenta en fase 3 para poder tener los mismos derechos que los locales con licencia C y D". 


Estas protestas, iniciadas en Salamanca, que se ha visto "maltratada" por la Junta de Castilla y León por dejarla en fase 2 en un "claro agravio comparativo con otras provincias limítrofes", también se extiende ya Valladolid -en fase 3 desde hoy- y otras varias. A tener en cuenta que en las capitales de provincia -es el caso de Salamanca, por ejemplo- y en municipios más o menos grandes, el ocio nocturno es una de las mayores fuentes de ingresos del turismo, así como del resto de la actividad de ocio y hostelería, que da empleo a miles de personas.

Desde el sector aseguran que "esto es en protesta por el nuevo BOCYL en el que a los bares de ocio nocturno y discotecas nos han vuelto a dejar de lado, como si el virus se propagara de distinta forma por estar en un bar de copas sentado que en un bar de pinchos sentado".


El sector, a pesar de cumplir con todos los requerimientos y exigencias sanitarias que impone el gobierno y la Junta de Castilla y León, está sufriendo "un trato discriminatorio dentro del mismo. No pedimos más que lo que tiene el resto del sector hostelero. No creemos que el virus tenga un método de actuación distinto en un bar de ocio nocturno que en un restaurante o cafetería, un vagón de metro o un autobús...", explican.

"Estamos concienciados con la difícil situación que estamos atravesando, y somos los primeros interesados en que el virus no se propague ni afecte a más gente. Solo pedimos que nos dejen trabajar aunque sea con restricciones de aforo y mesas y sillas en el interior. Queremos que nuestros clientes se sientan seguros, y demostrar que nosotros somos igual de fiables que el resto de sectores y compañeros de gremio", manifiestan.

Desde Valladolid explican que se han unido 50 bares y van a presentar una queja conjunta al Procurador del Común, esta mañana de lunes.  "Y tenemos pensado tomar más medidas, sin descartar nada", aseguran.


El sector del ocio nocturno y la hostelería se suma, de esta manera, al otro sector de grupos de música, orquestas con sus verbenas en las fiestas locales de los pueblos, sector taurino, feriantes y artesanos, quienes también levantan su voz, "sin descartar nada", porque se ven "abandonados a su suerte desde la Junta de Castilla y León, que no dice nada, al contrario que en otras Comunidades Autónomas, como Galicia, donde Feijóo ya anunció verbenas a partir de julio, tomando las medidas precisas de seguridad".