Casado recuerda al PSOE que no se pueden abrir los consultorios sin separar zonas para COVID-19
La consejera de Sanidad, Verónica Casado, en una comparecencia en las Cortes de CyL

Casado recuerda al PSOE que no se pueden abrir los consultorios sin separar zonas para COVID-19

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, apunta que no se pueden abrir sin siquiera haber pasado a Fase 2 y asegura que es difícil entenderse con quien no se sienta a hablar
|

La consejera de Sanidad de Castilla y León, Verónica Casado, ha recordado al PSOE que no se pueden abrir los consultorios ni centros de salud mientras no se diferencien zonas específicas para COVID-19, ha señalado que se está haciendo una desescalada y normalizando las consultas y la actividad sanitaria y ha criticado la dificultad de entenderse cuando alguien "no se sienta a hablar".


Casado, en una rueda de prensa tras mantener una reunión con la Federación Regional de Municipios y Provincias (FRMP), se ha referido así a la petición del PSOE para que se abran de nuevo consultorios locales en las diferentes provincias de la Comunidad.


La titular de Sanidad ha incidido en que abrir consultorios sin estar siquiera en la Fase 2 no lo permite el Ministerio de Sanidad, "es una premisa fundamental" para poder seguir trabajando mientras está circulando el virus y ha pedido al PSOE que piense lo que está diciendo porque si aumenta la movilidad y hay casos nuevos en centros de salud, si hay más pacientes y profesionales con la enfermedad "es algo que ellos mismos no se perdonarían", pero ella "tampoco".


Casado ha llamado a ser "muy cautelosos" porque hay normas, aún hay estado de alarma y una pandemia y ha criticado que sea difícil "entenderse" cuando alguien "no se sienta a hablar".


"Me cuesta mucho entender algunas cosas", ha aseverado la consejera, quien ha recordado que los ciudadanos en sus encuestas transmiten la necesidad de que los partidos políticos trabajen "juntos y el virus "no entiende de colores, de partidos", hay "obligación" de hablar.


En cuanto al futuro de la sanidad en el ámbito rural, la consejera ha asegurado que se compromete a estudiar la situación actual de Castilla y León, sus necesidades y elaborar una planificación y organización para, con todos los agentes, intentar poner en marcha "la mejor sanidad con los mejores niveles de salud y de respuesta a los profesionales".


A este respecto, ha agregado que si lo puede hacer con consenso, ella tiene la "página en blanco", pero tienen que llegar las propuestas y alternativas para ver hacia dónde caminar y cómo hacer sostenible un sistema con "importantes áreas de mejora".


ATENCIÓN TELEFÓNICA O PRESENCIAL


Asimismo, ha aclarado que ahora el único cambio que se plantea en las zonas rurales es el "filtro COVID" para ver cuál es el mejor abordaje que se puede dar a la atención teniendo en cuenta la situación y ha asegurado que no están cerrados los consultorios porque, al igual que en los hospitales y los centros de salud hay gente trabajando y se está haciendo una desescalada, normalizando consultas, intervenciones quirúrgicas, al igual que en otros niveles.


Así, ha explicado que en Atención Primaria, para poder pasar de fase, hay necesidad de garantizar que los 247 centros de salud tienen un circuito COVID y aunque es "relativamente fácil" en los centros de salud en los consultorios hay que tener "más cuidado".


Por ello, por ahora se utiliza la llamada de teléfono para que el médico decida si hay una sospecha de COVID, se tiene que acudir a ver a un paciente con equipo de protección individual o cómo se le atiende, si en casa o en consulta porque el filtro en esta etapa es "absolutamente fundamental" para no mezclar pacientes con coronavirus de los que no lo tienen.


Verónica Casado ha apuntado la experiencia "dolorosa" que se ha sufrido en la Comunidad como para no tener cuidad y ha incidido en que tres médicos de familia de centros de salud rurales han fallecido.


La consejera ha insistido en que los pacientes siguen teniendo médico si lo necesitan, que hay que llamar y se valorará la mejor manera de atenderles para evitar contagios, pero ha dejado claro que la consulta telefónica "no va a sustituir a la presencial", pero ahora es la más "sensata, ordenada y planificada", y se volverá a la presencial.


Además, ha agregado que para abordar la desescalada se mantienen reuniones con gerentes y se ha pedido a los coordinadores de los centros salud que mantengan reuniones con los consejos de zonas básicas de salud para explicar la situación y la dinámica de cómo se van a producir consultas porque la información a la ciudadanía es "fundamental" y "clave".


En cualquier caso, la consejera ha aclarado que no se sabe cuánto se abrirán los centros de salud, algo que dependerá de la situación epidemiológica, pero lo mismo en las zonas rurales que en las urbanas.