Comercios y Ayuntamiento plantean la creación de bonos de consumo para canjear por ocio o cultura

Comercios y Ayuntamiento plantean la creación de bonos de consumo para canjear por ocio o cultura

Otra de las apuestas va en la línea de favorecer la modernización del sector y la realización de actividades en la vía pública
|

El Ayuntamiento de Salamanca ha trasladado este miércoles a la Asociación de Empresarios Salmantinos del Comercio (Aesco) y a la Asociación Salmantina de Empresarios del Comercio Vario (Asecov) su más firme compromiso de apoyo y su voluntad para poner en marcha las medidas necesarias para amortiguar los efectos de la crisis sanitaria en este sector estratégico de la economía local salmantina que, junto a la hostelería, constituye un destino preferente de las actuaciones del Consistorio de cara a la reactivación económica.


El alcalde, Carlos García Carbayo, ha presidido estas reuniones en las que también han estado presentes por el equipo de Gobierno el tercer teniente de alcalde, Fernando Rodríguez, y los concejales de Promoción Económica y Comercio, Juan José Sánchez; y Turismo, Fernando Castaño.


En el marco de las medidas que se han abordado en estos encuentros, entre otras se ha planteado el desarrollo de campañas de promoción de ventas para el comercio local, o la creación de bonos tarjetas de consumo, canjeables por servicios municipales de ocio y cultura.


En las reuniones se han planteado, también, medidas de apoyo al sector para su modernización y actividades de animación de la vía pública para atraer a los consumidores y ambas partes han destacado la importancia de avanzar en protocolos de actuación para establecer líneas de ayuda, una vez que se puedan determinar las medidas necesarias para garantizar la seguridad y confianza de los consumidores.


Ambas asociaciones han coincidido con el Ayuntamiento en la defensa de la flexibilización de las reglas de gasto y estabilidad presupuestaria y en que los recursos procedentes del superávit y de los remanentes de tesorería se destinen a la recuperación económica.


Igualmente, se han tratado las medidas de carácter tributario anunciadas por el ayuntamiento, relacionadas con aplazamientos de tributos tales como el Impuesto de Bienes Inmuebles, tasa de basura y de alcantarilla, o los fraccionamientos y aplazamientos de pago actualmente en vigor, y los que desde ahora se puedan tramitar, relativos a deudas inferiores a 30.000 euros, que se concederán sin garantía hasta por un periodo máximo de 12 meses en el caso de los fraccionamientos, y de 6 en los aplazamientos. Si los solicitantes son trabajadores, autónomos o empresas que se han visto negativamente afectados por la crisis, se concederán además sin intereses.


Asimismo, en el transcurso de la reunión se han estudiado las líneas de ayuda contenidas en el documento de partida para el plan municipal de reactivación económica, entre las que destacan aquellas dirigidas a favorecer la liquidez de las empresas y la financiación de los costes de los créditos ICO.

Reuniones con las asociaciones de Comercio