El Senado atiende el "punto negro" del Camino de Santiago entre León y San Andrés

El Senado atiende el "punto negro" del Camino de Santiago entre León y San Andrés

Silván denuncia la "inoperancia" de los ayuntamientos de León y San Andrés del Rabanedo ante los responsables de ADIF por el ensanche de esta acera de 80 centímetros que une ambos municipios
|

El senador por León Antonio Silván ha llevado a la Cámara Alta el problema de este tramo de acera localizado en el camino cultural más importante de Europa, el Camino de Santiago, entre los términos municipales de León y San Andrés del Rabanedo.


La falta de medidas por parte de ambos ayuntamientos y de ADIF, que a día de hoy ni siquiera han mantenido reuniones conjuntas, resulta "escandaloso", en palabras del también portavoz popular en León. Y es que el avance de las obras de integración del ferrocarril en estos momentos se centra en el punto de conexión de ambos municipios (Avenida Quevedo-León y Párroco Pablo Díez-San Andrés) pero no aborda este problema de seguridad acuciante que indigna a los vecinos de la zona.


El Gobierno tendrá que dar respuesta en el Senado tras las protestas de los vecinos, decepcionados tras la reunión de la alcaldesa del Ayuntamiento de San Andrés y la presidenta de ADIF, que terminó en nada, con un 'ya se estudiará'. Por su parte, el alcalde de León, José Antonio Diez, escurre el bulto y "ni se ha molestado en dirigirse tan siquiera a la presidenta de ADIF ignorando que es un punto de conexión importantísimo para los vecinos que se mueven entre León y San Andrés; el alcalde permanece encerrado en San Marcelo y ni siquiera es recibido por los responsables del propio gobierno socialista".


Antonio Silván ha manifestado la necesidad de solucionar el problema para lo que se ha dirigido a ADIF, pero también al Ministerio de Cultura dado que 2021 es año santo compostelano y este punto negro representa una auténtica vergüenza para la imagen del camino a su paso por ambos municipios, cuando este momento sería óptimo para su eliminación.


Esta situación no admite ni largas, ni demoras en el momento actual. Los 80 centímetros de la actual acera separan y aíslan a los barrios de El Crucero (León) y Paraíso Cantinas y Trobajo (San Andrés del Rabanedo), cuando es posible retirarlo hacia el interior y aumentar el espacio de acerado así como realizar una nueva valla más urbana y no el actual "muro de las lamentaciones".


La falta de respuestas de los responsables socialistas de León, San Andrés y ADIF da la espalda a los vecinos y peregrinos provocando su movilización con el inicio de recogida de firmas ante la falta de trabajo y respuestas. Por su parte, los grupos municipales de León y San Andrés se han sumado a la demanda vecinal y recogida de firmas que está teniendo lugar en la sede de la Asociación de Vecinos Quevedo, en La Casina del parque de Quevedo.