Polémica en Ciudad Rodrigo por la posible expropiación de unos terrenos para una planta fotovoltaica

Polémica en Ciudad Rodrigo por la posible expropiación de unos terrenos para una planta fotovoltaica

​Hubo una reunión este jueves en el Ayuntamiento con los afectados e Iberdrola, empresa a la que pertenece el proyecto, para poder llegar a un acuerdo. El proceso de este se encuentra todavía en tiempo de alegaciones
|

Un proyecto de Iberdrola ha despertado el malestar entre muchos vecinos de Ciudad Rodrigo. La empresa ha anunciado una planta fotovoltaica en la localidad, en la zona de Pedrotoro, con hasta 300 megavatios. 


Esta, que según anuncian, se pretende construir en 2021 estaría integrada por 826.200 paneles solares y generaría hasta 800 puestos de trabajo en el periodo pico. 


Sin embargo, su publicación en el Boletín Oficial de la Provincia el pasado 11 de febrero ha provocado la indignación de muchos. La razón, que esta planta fotovoltaica se quiere construir sobre terrenos que tienen dueño y que no quieren deshacerse de él. 


Además, según refleja el BOP, se trata de un proyecto de utilidad pública, por lo que en el caso de que los vecinos no se hubieran enterado de este proyecto, en información pública, habrían sido expropiados de sus terrenos. Esta planta, que ocuparía 439 hectáreas, tiene un presupuesto de ejecución de casi 200 millones de euros. 


Este jueves, de hecho, hubo reuniones entre los afectados, Ayuntamiento e Iberdrola, todavía en tiempo de presentar alegaciones. Y es que el plazo, según reflejó el BOP, era de 30 días hábiles desde la publicación. 


En esta, los afectados trasladaron al alcalde y responsables de Iberdrola que son más de 200 los afectados y expusieron "la desproporción que existe entre una gran empresa que factura miles de millones de euros y un grupo de familias rurales dedicadas a trabajar el campo". 


Así, comentaron que su vida es la agricultura y ganadería y que las tierras allí presentes "son fértiles y productivas". "Somos familias arraigadas que generan riqueza y puestos de trabajo y que, lo único que pretenden es continuar con su vida en el campo". 


De hecho, exponen también que el propio presidente de Iberdrola, Ignacio Galán, tiene tierras en la provincia por más de 2.000 hectáreas que podrían ser utilizadas para ello.