2,8 millones para el mantenimiento de espacios naturales protegidos

2,8 millones para el mantenimiento de espacios naturales protegidos

|



El Consejo de Gobierno ha aprobado este jueves la contratación de los servicios de mantenimiento, conservación y reparación de todas las infraestructuras de uso público de los espacios naturales protegidos en las provincias de Ávila, Burgos, León, Palencia, Salamanca, Segovia, Soria y Zamora, por un importe de 2.862.421 euros.


El objeto del contrato consiste en la realización de labores de mantenimiento, conservación, reparación y restauración de infraestructuras de uso público de los espacios naturales protegidos de las provincias de Ávila, Burgos, León, Palencia, Salamanca, Segovia, Soria y Zamora, por un importe de 2.862.421 euros.


Los trabajos específicos de mantenimiento, conservación y reparación afectarán a la señalización de los espacios y de sus equipamientos, las áreas recreativas y sus merenderos, las zonas ajardinadas, campamentos juveniles, aparcamientos, miradores, sendas, elementos etnográficos, refugios, puentes, pasarelas, etc., así como su limpieza, la conservación y mantenimiento del medio natural, de especies y hábitats, la vigilancia, información y seguimiento de especies y el control de los accesos.


Los espacios naturales protegidos de Castilla y León son espacios vivos, en los que conviven la naturaleza en buen estado de conservación, con las tradiciones de las personas que en ellos habitan, y con los visitantes. Por ello, cuentan con numerosas infraestructuras de uso público construidas al amparo del Programa Parques de Castilla y León, que compatibilizan los objetivos de conservación de los espacios naturales protegidos, con la oferta de un contacto íntimo con la naturaleza.


Los trabajos de conservación y mantenimiento se llevarán a cabo en: el Parque Regional de la Sierra de Gredos, la Reserva Natural del Valle de Iruelas, y el Pinar de Hoyocasero, en vías de declaración de Espacio Natural protegido, en Ávila; el Monumento Natural de Ojo Guareña, el Monumento Natural de Monte Santiago, el Parque Natural Lagunas Glaciares de Neila, el Parque Natural Montes Obarenes-San Zadornil y el Parque Natural Hoces del Alto Ebro y Rudrón, en Burgos.


A estos hay que sumar el del Parque Regional de Picos de Europa, los Monumentos Naturales del Lago de la Baña y Truchillas y Las Médulas, el Parque Natural de Babia y Luna, diez especímenes del Catálogo de Árboles Notables y 39 zonas húmedas incluidas en el Catálogo Regional de Zonas Húmedas, en León; el Parque Natural de Fuentes Carrionas y Fuente-Cobre-Montaña Palentina, y en los Espacios Naturales La Nava y Campos de Palencia, Tuerces y Covalagua, en Palencia; el Parque Natural de Arribes del Duero, entre Salamanca y Zamora; en el Parque Natural Sierra Norte de Guadarrama, al Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, en Castilla y León y al ZEC Sierra de Ayllón, Segovia; el Parque Natural Cañón del Río Lobos, el Monumento Natural de la Fuentona, la Reserva Natural del Sabinar de Calatañazor, la Reserva Natural del Acebal de Garagüeta y el Parque Natural Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, en Soria; y finalmente el Parque Natural del Lago de Sanabria y Sierras Segundera y de Porto y en la Reserva Natural de las Lagunas de Villafáfila, en Zamora.