El interventor denuncia a Strieder por los urinarios del mercadillo

El interventor denuncia a Strieder por los urinarios del mercadillo

|

El interventor municipal ha denunciado ante la Fiscalía de Zamora al concejal de Comercio, Christoph Strieder, por un presunto delito de prevaricación por el alquiler de cuatro urinarios, uno de ellos para personas discapacitadas, destinados a dar servicio los martes en el mercadillo ubicado en el Alto de los Curas.


Según han explicado hoy el alcalde, Francisco Guarido, y el propio Strieder, hace un mes se envió a la Fiscalía el expediente de contratación de dichos baños, que se hizo de forma urgente y provisional para cubrir de forma temporal la necesidad "de emergencia" de disponer de estas instalaciones en el mercadillo tras su aprobación en Pleno. En total, fueron 19 semanas, a poco más de 200 euros por semana, con una cuantía global de 4.250 euros, que se facturaron de forma mensual. Posteriormente se formalizó un contrato menor, para el que se pidieron varios presupuestos, y se adjudicó a la empresa que presentó la mejor oferta económica, "con precios similares".


"Me produce bochorno que después de escuchar las conclusiones de la Fiscalía sobre el Caso Gürtel se haya enviado esto al fiscal", asegura el alcalde, quien defiende la tramitación de esta contratación que, a su juicio, "se tramitó de forma bastante correcta" y con el objetivo de resolver una necesidad urgente. Christoph Strieder, por su parte, asegura no tener ninguna preferencia por ninguna empresa y defiende la limpieza del procedimiento.


El PP juzga el hecho de "extrema gravedad"


La reacción del principal grupo de la oposición no se ha hecho esperar.  El Grupo Municipal del Partido Popular en el Ayuntamiento de Zamora, a través de su viceportavoz Víctor López de la Parte, ha exigido al equipo de gobierno explicaciones urgentes, y juzga el hecho de "extrema gravedad". Mañana, en la Comisión de Hacienda y Servicios Generales que se celebra en el Consistorio zamorano, los concejales del PP exigirán explicaciones sobre este asunto al bipartito.


Para el Grupo Popular en el Ayuntamiento de Zamora, "este hecho demuestra la incapacidad del equipo de gobierno para gestionar los contratos del Consistorio y que, si esto es lo que hacen con los contratos más sencillos, qué no serán capaces de hacer con otros grandes contratos de la ciudad".