Historias de la Lotería: los más ricos de Béjar

Historias de la Lotería: los más ricos de Béjar

|

Seguro que alguna vez ha pronunciado esta expresión, “como los más ricos de Béjar”, ya fuera durante una amplia comida o cena en un restaurante, o porque se la haya dicho a alguien que ha comprado algo muy caro. Pues precisamente se cumple medio siglo del hecho histórico que hizo que siguiera utilizándose, el segundo premio de la Lotería de Navidad vendido en la ciudad textil.


Aquel 21 de diciembre de 1968 se repartieron 225 millones de pesetas (1,35 millones de euros) en toda Béjar gracias al número 51.022 que adquirió el delegado de seguros Santa Lucía. Unas doscientas familias fueron las agraciadas, muchas de ellas en el último momento, pues no compraron el boleto premiado hasta horas antes del sorteo.


Aquella mañana Béjar fue una fiesta entre bailes y champán en las principales calles. Alegría desbordada con la gente fuera de sus casas, preguntando a quién le había tocado, abrazándose, riendo, llorando. También en el resto de la comarca, pues hubo vecinos de otros puestos de la zona que también compraron el número agraciado. Para muchos cambió su vida, para otros no tanto, pero para siempre quedará “vivir como los más ricos de Béjar”.