Detectados productos químicos prohibidos en plantaciones de patatas

Detectados productos químicos prohibidos en plantaciones de patatas

|

La Guardia Civil de Salamanca, dentro de la lucha contra el comercio ilegal de productos fitosanitarios, ha llevado a cabo la operación Silve Axe, desarrollada por el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) a nivel nacional y en coordinación con Europol y la Oficina de Lucha Contra el Fraude de la UE (OLAF).


La normativa comunitaria regula el uso sostenible de los productos fitosanitarios empleados en la agricultura de los países miembros, tratando de reducir los riesgos y efectos para la salud humana y el medioambiente, así como la promoción de la gestión integrada de plagas y los métodos y técnicas alternativas, con el empleo de medios químicos lo menos agresivos posibles.


Por este motivo, agentes del Seprona de la Comandancia de Salamanca han llevado a cabo entre abril y noviembre inspecciones en la provincia charra a distintos establecimientos comerciales y usuarios de estos productos fitosanitarios por distintas zonas agrarias, detectándose en la actual campaña por la comarca de Las Villas el uso entre los agricultores de producto fitosanitario con la sustancia activa denominada Linurón.


Se trata de un herbicida empleado para matar las malas hierbas en las plantaciones de patatas, y cuya comercialización había sido retirada por las autoridades comunitarias a partir de diciembre de 2017, quedando prohibido su empleo a partir del mes junio de 2018.


Todo ello debido a la peligrosidad toxicológica que dicha sustancia activa puede producir sobre la población infantil, los operarios al ser pulverizado, y alto riesgo para las aves, los mamíferos silvestres y los microorganismos, con la singularidad de que la posición geográfica de la zona agraria donde se detectó su empleo contribuye la contaminación difusa de fitosanitarios en la cuenca del río Tormes.


La investigación del Seprona se centró, en una primera fase, en la localización del establecimiento comercial que había procedido a la comercialización de los productos que en su formulación química apareciese Linurón después de diciembre de 2017, y en una segunda fase la identificación de los agricultores que lo hubieran adquirido y empleado en sus cosechas después de junio del presente año.


De esta forma, la investigación permitió a los agentes descubrir que en un establecimiento de la comarca de Las Villas se había llevado a cabo la compraventa del producto que contiene la sustancia activa prohibida, de manera ilícita mediante la falsificación documental de los supuestos movimientos del citado producto, haciéndolos pasar por productos legales e inocuos para el medio ambiente.


Por esta práctica delictiva, se ha procedido a la detención e investigación del responsable y tres empleados del establecimiento comercial como supuestos autores de los delitos contra la seguridad pública y falsedad documental, así como a la investigación por los mismos delitos a los responsables de tres cooperativas de agricultores por su participación en el comercio de los productos, siendo plenamente conscientes de la contraindicación de los citados productos fitosanitarios, siendo todos ellos puestos a disposición judicial.


De igual manera, las gestiones llevadas a cabo han podido determinar la implicación, en diversos grados, en el comercio y empleo de los productos reseñados de al menos cuarenta residentes en la provincia. No obstante se continúan las investigaciones para poder determinar el uso dado al resto del producto prohibido y la posible existencia de más implicados en los hechos.