Victoria agónica pero merecida de Unionistas frente al invicto líder Ponferradina

Victoria agónica pero merecida de Unionistas frente al invicto líder Ponferradina

|

Unionistas de Salamanca ha ganado este domingo a las 12:00 horas en Las Pistas 1-0 la prueba más dura a la que podría enfrentarse a día de hoy. El conjunto charro recibía la visita de la Sociedad Deportiva Ponferradina, el líder del grupo y único equipo invicto en Primera, Segunda y Segunda División B... hasta hoy.


En Unionistas las buenas noticias llegaban desde la enfermería. Para este encuentro, Roberto Aguirre podía contar, al fin, con casi todos los efectivos de la plantilla. Las recuperaciones de Piojo, Guille Andrés (que ya jugó unos minutos ante el Fuenlabrada), Quintana y Diego Hernández suponían una gran baza para Unionistas, además de que Manjón se recuperaba de sus molestias. Pero el mal de ojo sigue ahí y Javi Navas fue baja de última hora por lesión.


El equipo charro, que estrenaba por fin la nueva camiseta para esta temporada, con la división blanquinegra en diagonal, comenzó con Molina, Robles, Góngora, Admonio, Ayoze, Llano, Piojo, Unai, De la Nava, Ribelles y Manjón. En el banquillo esperaban Lluis, Juanmi, Peli, Jorge, Guille, Diego Hernández y Quintana. Por su parte, la Ponferradina salió de inicio con Gianfranco, Jon García, Ríos Reina, Zabaco, Trigueros, Óscar Sielva, Fran Carnicer, Jorge García, David Grande, Pablo Espina y Saúl. En el banquillo esperaban David Gómez, Yac, Son, Mathieu, Isi, Luismi Villa y Joaquín.


Unionistas quiso dejar claro desde el principio que el líder invicto no le asustaba. En el minuto 4, disparo de Góngora desde fuera del área que iba envenenado. Primer aviso en un cuarto de hora que fue de dominio blanquinegro, sobre todo en el centro del campo. La Ponferradina no encontraba el hueco y sólo Saúl lo intentaba desde lejos.


Góngora volvió a probar suerte en el minuto 20, pero la Ponferradina es primera por algo, no le importa estar atrás si ve el partido complicado, pues dispone de jugadores con calidad, y Jorge García casi lo demostró con un fuerte disparo que obligó a Molina a hacer uno de sus habituales paradones.


El aviso metió el miedo en el cuerpo de Unionistas, que pareció quedarse sin ideas durante el último cuarto de hora de la primera parte. Piojo y Manjón intentaron sacudir el dominio visitante con sendos disparos para avisar al líder de que los charros también tienen jugadores que pueden desequilibrar el partido en cualquier momento. Al descanso, empate a cero.


En la reanudación el guión cambió. La Ponferradina se hizo con el dominio del juego y nada más comenzar Ríos disparó al larguero y Pablo Espina obligó a otro paradón de Molina. Achuchaba el equipo rival con un contraataque y un córner peligroso. El gol rondaba el área Unionista, y hubiera llegado de noser por Molina a volea de Sielva.


Aguirre movió el banquillo, pero para sacudirse el dominio rival y buscar la victoria. Valiente el entrenador del equipo charro al quitar a Manjón y Piojo, renqueantes ya en este tramo del partido, para dar entrada a Jorge y Diego Hernández. Velocidad y descaro para el ataque blanquinegro. La Ponferradina respondió sacando a Isi por Espina. Y Aguirre a Juanmi por Unai.


Unionistas buscó la victoria y tuvo merecido premio. Córner en el minuto 90, remate entre el barullo al palo y Diego Hernández, en el sitio adecuado, aprovecha para marcar el gol de la victoria. Delirio en el banquillo blanquinegro y en la grada. Gran victoria frente al líder para continuar la buena racha, seis partidos sin perder, y seguir mirando hacia arriba, escapando de la zona peligrosa.