La Cultural tutea al Barça pero Lenglet decide

La Cultural tutea al Barça pero Lenglet decide

|

Un gol del central francés Clement Lenglet del FC Barcelona sirvió para decidir el partido de ida de diecisesavos de Copa del Rey en el Reino de León (0-1). El cuadro de Víctor Cea fue mejor que el conjunto de Valverde durante la mayoría del choque, pero se llevó un pésimo resultado a la vuelta en el Camp Nou a tenor de lo visto. Los leoneses pudieron adelantarse en varias ocasiones, pero no lo lograron y, finalmente, a balón parado el Barça se anotó media eliminatoria. Ambiente de gala en el Reino de León para vivir una de las citas del año, aunque el precio de las entradas, la tele, y el frío que amenazaba la noche leonesa hizo que no se llenara el coliseo cazurro. Aún así, gran entrada.


La normativa federativa obliga a tener al menos seis jugadores del primer equipo en el once en todo momento, así que el Barcelona dispuso una alineación con Cillessen en la portería, defensa de cuatro para Semedo, Chumi, Cuenca y Miranda, Samper fue el pivote defensivo con Denis Suárez y Arturo Vidal como interiores y una tripleta ofensiva liderada por Dembélé, acompañado por Malcom y con Munir en punta. La Cultural dispuso a Palatsi en portería, defensa con Saúl, Nicho, Iván González y Vicente, la media para Sergio Marcos y Jesús Bernal, con Liberto y Zelu en las bandas, Ortiz de enganche y Aridane en punta.


Lo cierto es que la Cultural saltó al césped del Reino sin complejos. Presión alta en la salida de balón azulgrana dificultando la circulación y anulando el papel de Samper, Vidal y Denis. Muy desdibujados. Pareció helar el escenario al Barça que tardó muchos minutos en meterse en el partido. De hecho, las primeras ocasiones fueron de la Cultu en las botas de un Zelu que aprovechó al paso por el 11' un error garrafal de Semedo en la salida para enfilar la frontal y exigir lo mejor de Cillessen, abajo junto al palo izquierdo. La grada lo agradeció y quiso devolver el esfuerzo en forma de calor. La intensidad era más que dispar. Los leoneses mordían y el Barça, incapaz de enlazar dos pases.


Además, la Cultural estaba sabiendo qué hacer con el balón en cada momento. Con certeras combinaciones entre Sergio Marcos, Liberto, Zelu y Aridane, la Leonesa convirtió el carril de Semedo en una autopista. Muy flojo el lateral portugués. Se calentó la cosa con Arturo Vidal mediado el primer acto por un encontronazo con el punta culturalista Aridane y le castigó la grada con sonora bronca. Zelu retrató a Miranda en el costado del área y a punto estuvo de generar el primero del partido. El público pidió mano de Vidal en un centro lateral. Lo pareció, aunque no la concedió el trencilla. Por desgracia, Samper que debutaba en la temporada, tuvo que dejar su sitio a Aleñá por lesión. Eso sí, el equipo lo notó para bien y hasta el descanso generó más juego por dentro.


Tras el paso por vestuarios el choque siguió por los mismos derroteros. Imprecisiones en el equipo culé y máxima intensidad en el culturalista. Malcom hizo el peor remate de la historia mandando el balón a fuera de banda, incluso más atrás de donde partió cuando habían transcurrido cinco minutos del segundo tiempo. Lamentable. Ortiz respondió conduciendo una contra por el carril central y finalizando a portería. Buena intervención de Cillessen. El portero holandés tiene un gran nivel y el banquillo del Barça se le queda pequeño. La respuesta llegó a través de Dembélé, que tiró de galones para botar una fata en la frontal y la mandó directa al Bernesga.



Lo mejor del Barcelona brotó en los pies de Carles Aleñá. El canterano tiene un guante en su pierna izquierda y una forma de moverse entre líneas que destila el llamado 'ADN Barça'. Suyo fue el primer disparo del equipo en todo el partido cuando el choque transcurría por el minuto 71. Un dato asombroso que probaba la superioridad local. Valverde dio entrada a Lenglet en el centro de la defensa y puso a calentar al brasileño Arthur. Mientras, la Cultural a lo suyo, disfrutando de su oportunidad y dejando claro que no iba a regalar ni un metro al cuadro culé. Dembélé pudo ponerle remedio, pero no controló un gran pase de Lenglet a la espalda de los centrales.


La Cultural pudo ajusticiar el partido a falta de cuarto de hora para el final. Primero con un córner botado desde la parte izquierda que se estrelló en el palo y después con un soberbio remate de Saúl desde la frontal que obligó a lucirse a Cillessen. Fue lo último que hizo en el partido, ya que cayó lesionado y tuvo que dejar su sitio a José Alonso. A falta de cinco para el final, una gran combinación de la Cultu por la parte izquierda sirvió a Jorge Ortiz para buscar de nuevo el gol, pero su remate se fue alto.


El Barça se volcó en la búsqueda de un tanto que dejara la eliminatoria en franqueza. Denis se la puso a Aleña y su dejada fue desaprovechada por Munir, que la mandó por encima de la portería de Palatsi. Fue el preludio del gol. Una falta vertical en zona de tres cuartos que botó Dembéle a la cabeza de Lenglet y el central francés estiró el cuello para peinar el balón y alojarlo en el marco local. Excesivo premio para un Barcelona que se mostró inoperante durante gran parte del encuentro y muy poco para una Cultural que disputó el duelo sin complejos y mereció llevar la eliminatoria más viva al Camp Nou.


FOTOS ANTONIO FIZ