ULE a UGT: "Las presiones a sus afiliados son falacias"

ULE a UGT: "Las presiones a sus afiliados son falacias"

|

La Universidad de León (ULE) ha asegurado que las afirmaciones de este por parte del secretario general de la sección sindical de UGT en la universidad, José Carlos Cosgaya, "son falacias y difamaciones".


De hecho, la ULE se reserva el derecho de emprender acciones legales contra dichas declaraciones de Cosgaya, según ha informado la universidad a Europa Press a través de un comunicado.


Al respecto, desde la ULE afirman que "es cierto que se está realizando una modificación de puestos de trabajo que incluye la reestructuración de dos servicio y no solamente afecta al señor Cosgaya". Por ello, creen que "no puede ser interpretado como una persecución sindical, ni mucho menos individual, sino como uno de los resultados de una legítima reestructuración de la que se ha informado de forma repetida en diferentes foros".


De hecho, consideran que dicha reestructuración será "beneficiosa" para la Universidad de León y para su personal y, entre otras cosas, incluye ya inicialmente 30 plazas para promoción interna del personal de administración y servicios.


Por otro lado, la UPL señala que "las plazas de la RPT de 2017 y 2018 han sido negociadas durante varios meses concluyendo en acuerdo con el resto de organizaciones sindicales". De igual modo, desmienten "rotundamente" que se haya realizado contrataciones irregulares y explican que actualmente negocian un nuevo baremo y el actual, mientras tanto, es de aplicación hasta que termine esa negociación.


Ante dichas declaraciones, opinan que es "intolerable" que se ponga en cuestión el buen nombre de la Universidad de León por "anteponer intereses privados utilizando, en beneficio propio, el deber legítimo de representación de los trabajadores".


Por último, desde la ULE añaden que "pese a que el Señor Cosgaya le moleste, el equipo rectoral ha adquirido el compromiso de contar con todos los trabajadores en este complicado proceso y, por tanto, les seguiremos manteniendo informados". Además, creen que este tipo de declaraciones resultan "tóxicas porque el equipo rectoral "no se dejará intimidar ni dejará de cumplir con sus objetivos de mejora para y con el personal de la Universidad de León".