Masterchef en la Universidad entre chanfaina, patatas revolconas y buñuelos

Masterchef en la Universidad entre chanfaina, patatas revolconas y buñuelos

|

MasterChef traslada sus retos a la noche de los lunes a partir de esta semana, precisamente cuando se va a emitir el programa grabado en Salamanca. En la sexta entrega de esta sexta edición, los aspirantes tendrán que mejorar su trabajo en equipo. En la primera prueba, cocinarán una tarta de chocolate de tres pisos por relevos cruzados y en parejas. Esther, ganadora de MasterChef Junior 5, catará el resultado junto al jurado.


En exteriores, viajarán a Salamanca para cocinar entre los muros de su universidad. Los delantales negros se enfrentarán, de tres en tres, a dos batallas que pondrán a prueba sus técnicas de cocción. En este reto recibirán la visita de Carlos Maldonado, ganador de MasterChef 3. Por primera vez en seis ediciones, las puertas de MasterChef se abrirán sin la presentadora Eva González, debido a su reciente maternidad.


La prueba exterior llevará a los aspirantes a cocinar entre los muros de la Universidad de Salamanca, la más antigua de España y la tercera de Europa, que ha contado con profesores tan ilustres como Miguel de Unamuno, Francisco de Vitoria o Fray Luis de León, y que se encuentra en plena celebración de su octavo centenario.


Cada equipo elaborará dos platos de un menú típico de la tierra compuesto de picadillo de tejares, patatas revolconas, chanfaina y buñuelos de viento, que catarán 50 comensales, una representación de los miembros de esta universidad, del ámbito cultural salmantino y de su ayuntamiento. Tendrán que darlo todo en esta prueba, porque solo los dos mejores de cada equipo se salvarán de la prueba de eliminación.


En el último reto de la noche se enfrentarán, de tres en tres, a dos batallas. En la primera, evaluarán sus técnicas de cocción haciendo pescaíto frito, verduras al vapor y carne a la plancha. Carlos Maldonado, ganador de MasterChef 3, traerá platos elaborados por él utilizando estas técnicas. Los dos peores se enfrentarán a un último duelo: elaborar un guiso de verduras, uno con entraña y otro con cazón. Quien no apruebe con nota tendrá que colgar su delantal de MasterChef 6.