Del Olmo pide equidad a Montoro para condonar deuda

Del Olmo pide equidad a Montoro para condonar deuda

|

La consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo, ha recalcado este lunes que la postura de la Junta de Castilla y León es que si el ministro Cristóbal Montoro "quiere" condonar deuda "con carácter gratuito" a determinadas comunidades autónomas debería beneficiar a todas las demás por igual, "en proporción al PIB o al tamaño".


Así lo ha expresado Del Olmo este lunes en declaraciones a los medios de comunicación, en las que también ha apuntado que la Junta todavía no tiene comunicación oficial ni conoce la fecha de la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, anunció como "inmediata" hace unas semanas.


Sobre la posibilidad de que el Ministerio de Hacienda, dirigido por Cristóbal Montoro, pueda condonar deuda a determinadas comunidades autónomas, Del Olmo ha criticado que "no tiene sentido que se perdone con carácter gratuito a unas autonomías" y que eso debería ser "un suma" en el modelo de financiación.


"Que el ministro haga lo que quiera, pero que sea igual para todos", ha aseverado Del Olmo, que ha indicado que la postura de Castilla y León es que si el Gobierno "perdona" a determinadas comunidades se perdone "a todas" en proporción al Producto Interior Bruto o al tamaño de la región.


En cuanto a la reunión del CPFF anunciada por Rajoy, Del Olmo ha señalado que la Junta no tiene comunicación oficial ni fecha, y que lo que quiere el Gobierno regional es que "más pronto que tarde se haga una propuesta del modelo de financiación" para que la Comunidad pueda tener financiados los servicios que "ahora no lo están".


Del Olmo ha recordado que el año pasado, la Junta se gastó "más de lo que daba el modelo de financiación" ya que hubo que "mantener una sanidad de calidad, la educación, o los servicios sociales".


Así, espera que la propuesta del nuevo modelo mejore el actual, que "no da" para prestar unos servicios de calidad, y financie de manera suficiente los servicios del estado del bienestar, "porque al final las administraciones están para prestar unos servicios de calidad".