Actividades divulgativas en el Día Mundial Contra el Cáncer de Colon

Actividades divulgativas en el Día Mundial Contra el Cáncer de Colon

|

La Junta Provincial de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) en León ha organizado varias actividades divulgativas con la vista puesta en concienciar a la población sobre los riesgos de este tipo de tumor que tendrán lugar este sábado, 31 de marzo, Día Mundial Contra el Cáncer de Colon, según ha indicado la asociación a través de un comunicado remitido a Europa Press.


El próximo jueves 5 de abril se realizará una fotografía simbólica con miembros de la asociación, voluntarios, representantes políticos y ciudadanos en general. Será una foto conmemorativa sobre el Día del Cáncer de Colon en la que la "famosa caca del Whatsapp" será la protagonista. El objetivo, recordar con la campaña 'Yo puedo salvarte la vida', que un simple test de heces puede evitar que tengas cáncer de colon. La fotografía de grupo se realizará en las escaleras de Botines a las 9.30 horas. Ese mismo día se instalará una mesa informativa en la Plaza de Santo Domingo en horario de 10.00 a 14.00 horas.


Ese mismo día por la tarde, a las 20.00 horas, se celebrará la conferencia 'Estrategias en la lucha contra el cáncer de colon'. Tendrá lugar en el Salón de Actos del Ayuntamiento de León y el ponente será el doctor Francisco Jorquera Plaza, jefe de servicio de Aparato Digestivo del Complejo Asistencial Universitario de León (CAULE).


El cáncer colorrectal es el más frecuente en España, pero también es superable en el 90 por ciento de los casos en los que se detecta a tiempo mediante una sencilla prueba: el Test de Sangre Oculta en Heces (TOSH). Que la población conozca esta información es clave para que se movilice y participe en los programas de cribado.


Los programas de cribado poblacional en cáncer de colon, además de ahorrar sufrimiento y salvar vidas, son capaces de ahorrar costes a las arcas del Estado. La prueba utilizada en estos programas de cribado es el Test de Sangre Oculta en Heces, una prueba sencilla y barata capaz de detectar el tumor en sus etapas iniciales o las lesiones premalignas que lo originan. Esta prueba cuesta 2 euros y, si da positivo, (lo que sucede entre el 6 y el 7 por ciento de la población cribada), se realiza una colonoscopia que tiene como coste unos 180 euros.


El coste medio del tratamiento de un cáncer colorrectal en España supera los 27.000 euros, que aumenta mucho más si contabilizamos las nuevas terapias biológicas y los tratamientos neoadyuvantes y quirúrgicos para la enfermedad metastásica. El coste de dar cobertura a toda la población de entre 50 y 69 años, que en España son 11,6 millones, sería aproximadamente de 65 millones de euros, lo que supone tan solo un 6 por ciento del total gastado actualmente en su tratamiento (aproximadamente 1.100 millones de euros anuales).


El cáncer colorrectal es el más frecuentemente diagnosticado entre la población española (15 por ciento del total) y con 34.331 casos detectados en 2017, seguido por el cáncer de próstata (13 por ciento), pulmón (12 por ciento) y mama (11 por ciento). En hombres, el cáncer colorrectal es el segundo más frecuentemente diagnosticado después del de próstata. En tercer lugar se sitúa el cáncer de pulmón y en cuarto el de vejiga. En mujeres, el cáncer de mama es el más frecuente. En segundo lugar, el cáncer colorrectal, seguido de útero y pulmón.


MORTALIDAD Y FACTORES DE RIESGO
Con respecto a la mortalidad, el primero en ambos sexos es el de pulmón, que genera 22.457 defunciones al año. El segundo es el cáncer colorrectal, con 15.923 defunciones al año.


El principal factor de riesgo es la edad, siendo el 90 por ciento de los casos diagnosticados en personas mayores de 50 años. La mayoría de los casos se presentan en individuos sin ningún riesgo médico, por lo que las personas de más de 50 años sin enfermedades predisponentes son consideradas de riesgo medio. Las personas con antecedentes familiares de cáncer colorrectal, con pólipos intestinales o con enfermedad inflamatoria intestinal son consideradas de alto riesgo.


Otros factores de riesgo son el sobrepeso y la obesidad, el tabaquismo, el consumo excesivo de alcohol, la inactividad física y ciertos tipos de alimentos con la carne procesada.


Los programas de cribado de cáncer de colon son la herramienta más efectiva para poner freno a las estadísticas. Sin embargo, la adhesión de la población a este programa sigue siendo claramente mejorable. La población diana la componen todas las personas de entre 50 y 70 años. Estos ciudadanos reciben cada 2 años una notificación por carta para someterse al Test de Sangre Oculta en Heces.


En el caso de León, en 2017, un 37 por ciento de los ciudadanos que recibieron la carta se hicieron la prueba. De ellos, un 9,2 por ciento fueron positivos. De los positivos, el 9,3 por ciento eran un cáncer, el 22,5 por ciento eran un pólipo, el 44 por ciento eran adenomas de alto grado y el 24 por ciento fueron finalmente falsos positivos.