El filón de la salud de mascotas amenaza a clínicas veterinarias

El filón de la salud de mascotas amenaza a clínicas veterinarias

|

Las pequeñas clínicas veterinarias de trabajadores autónomos están en peligro debido a la proliferación de clínicas de franquicias que cuentan con el respaldo financiero de fondos de inversión. Así lo denuncian la Asociación Española de Veterinarios (AEVET) y la Unión de Profesionales Trabajadores Autónomos (UPTA), preocupadas por la inminente desestructuración que esto supondrá para las clínicas veterinarias tradicionales, que en su mayoría son regentadas por trabajadores por cuenta propia.


Explican que el impacto destructivo que supondrá la proliferación de estas franquicias no sólo afectará al trabajador autónomo tradicional, además, sufrirán las consecuencias dos de cada cuatro trabajadores relacionados con el sector. “La situación económica frágil para la mayoría de los ciudadanos, además del incremento del IVA, han supuesto un duro varapalo para la explotación de los establecimientos de atención veterinaria. La salud no debe ser un negocio y somos los veterinarios los que daremos un paso al frente para frenar esta estrategia de las grandes corporaciones económicas y de fondos de inversión que únicamente tienen como objetivo una explotación económica de las mascotas”, afirman.


Añaden que los veterinarios de cercanía, las clínicas tradicionales “han sido y son un elemento de vigilancia de la salud pública y principales actores en la prevención de enfermedades de trasmisión animal”. Por eso, UPTA y AEVET unen sinergias para comenzar una campaña en la que reforzarán la visión positiva que tiene el consumidor con su veterinario de confianza, además de iniciar un ambicioso plan de renovación de la imagen corporativa y adaptación del formato tradicional. “Pretendemos revolucionar las clínicas veterinarias con la esencia del formato clásico, que no es otro que el de velar por la salud de las mascotas y sus dueños”.