Dos veces en menos de un mes

Dos veces en menos de un mes

|

La Policía de Valladolid tuvo que levantar el pasado sábado 2 de febrero  varias actas a un pub situado en la calle Concepción, primero por tener apagado el limitador de sonido, por promoción del consumo abusivo de alcohol, ya que se estaba celebrando una barra libre y por exceso de aforo y presencia de menores ya que se contabilizaron hasta 84, ocho de ellos menores de 16 años.


En esta ocasión fueron los vecinos los que se quejaron por el ruido que procedía de este local de ocio que estaba celebrando la fiesta a su manera.


Esta denuncia se suma a la que se produjo el pasado 19 de enero en un local de la calle Gamazo cuando los agentes levantaron actas tras organizar una barra libre encontrando en el lugar a un total de hasta 22 menores en el interior, alguno de ellos menor de 14 años.


Estas infracciones se consideran graves o muy graves y podrían suponer multas de hasta 40.000 euros e incluso podría conllevar el cierre del local.