Caminando por la provincia de Valladolid | ¿En qué pueblo estamos? XV

Caminando por la provincia de Valladolid | ¿En qué pueblo estamos? XV

|

La semana pasada, en nuestro número XIV del ‘Caminando por la provincia de Valladolid | ¿En qué pueblo estamos?’, nos paramos en Rueda. Con su alcaldesa, Dolores Mayo, pudimos disfrutar y brindar con el mejor vino y empaparnos de una cultura enoturística sumamente rica y que sobresale en nuestra provincia.


Hoy nos desplazamos hasta Pedrajas de San Esteban. Una localidad que se encuentra ubicada a 45 kilómetros de la capital del Pisuerga, en la zona sur de la provincia, lindando con Segovia y en plena zona de Tierra de Pinares donde podemos disfrutar de unos bellos parajes en la mejor compañía posible.


Pedrajas es un pueblo que en el año 2018 contaba con un total de 3.322 habitantes censados y que es mundialmente conocido por sus piñones, con los que los restaurantes del municipio elaboran platos para chuparse los dedos como el conejo al piñón de Pedrajas o la mousse de piñones.


No en vano, en la localidad se ha celebrado este año, con gran éxito, una nueva edición de ‘El Pincho Piñonero’ y también de ‘Empiñonarte’, allá por el mes de agosto, en lo que ha sido un auténtico homenaje a este producto tan importante para el lugar con un ir y venir tremendo de turistas y vecinos disfrutando de actividades y, también, del buen comer.


Alfonso Romo, alcalde de Pedrajas de San Esteban


Historia, patrimonio y una granizada para el recuerdo


A finales del siglo XI se funda el actual pueblo de Pedrajas como lugar perteneciente a la Comunidad de Villa y Tierra de Íscar, cuya repoblación, tradicionalmente, ha sido atribuida a Alvar Fáñez de Minaya. Un hito fundamental en la historia de Pedrajas es la concesión del Privilegio de Villazgo por el rey Felipe V en 1732, que le supuso liberarse de la jurisdicción de Íscar y obtener la categoría de villa pasando a denominarse Las Pedrajas de San Esteban, en honor a su santo patrón”, nos confiesa el alcalde de la localidad pucelana, Alfonso Romo, hablando del origen del municipio.


Pedrajas dejaría de pertenecer a la provincia de Segovia para pasar a la de Valladolid en el año 1833 cuando se realizó la actual división que se prolonga hasta nuestros días.


Imagen cedida por el Ayuntamiento de Pedrajas


En 1952, el pedrisco en forma de granizada asoló a la localidad para destruir la mayoría de los tejados de las casas con un granizo que era del tamaño de limones. Solo quedó en pie una casa y una iglesia que acabaron siendo refugio de muchos de los habitantes del pueblo. Los vecinos de Alcazarén se volcaron para la reconstrucción de las viviendas en una catástrofe que apareció en diversos periódicos de tirada nacional en un hecho muy recordado en el lugar.


De entre los lugares a visitar por su valor patrimonial destaca la Ermita de Sacedón, ubicada a tres kilómetros del casco urbano, y que guarda en su interior una talla gótica del siglo XV de la patrona de la villa, la Virgen de Sacedón. Además, la ribera del río Eresma, las yeseras en el monte, la Iglesia de San Esteban de Protomártir o el Parque Jardines de Castilla son también parada obligada para disfrutar del bello pueblo pucelano.



La Virgen de Sacedón y San Agustín en el calendario de todos


La Romería de Nuestra Señora de Sacedón es una seña de identidad en Pedrajas. Es un motivo de reunión  anual de familia y amigos. Hay gente que solo viene ese día como promesa. Para los creyentes es un día muy emotivo y deseado a lo largo del año para poder pasear a nuestra patrona por el entorno de Sacedón”, nos contaba el primer edil el pasado 22 de abril, cuando se celebró un acto marcado en fosforito en el calendario de todos.



La leyenda cuenta que la Virgen se le apareció por primera vez en la fuente del entorno de Sacedón a un pastor y en ese lugar se construyó una ermita para su veneración. La Romería se acaba convirtiendo en una auténtica fiesta en la que convergen a las mil maravillas música, tradición y diversión.


Otros dos momentos importantes durante el año son San Esteban, el día 3 de agosto, y San Agustín el 28 del mismo mes. “Por duración y eventos las Fiestas en Honor a San Agustín, que duran cinco días, son las más importantes. En ellas se celebran verbenas, encierros populares de calle y el Certamen de Novilleros ‘El Piñón de España’. Pueden llegar a venir 5.000 personas a Pedrajas”, nos confiesa Alfonso Romo.


Los encierros tradicionales de la villa, por la calle, y en los que se realizan varias carreras de reses, son otro de los principales reclamos en época festiva.



Ensalzando al piñón


Continuamos siendo el principal productor de piñón de España, Europa y todo el mundo aunque ahora los piñones vengan de pinares del resto del país y de Portugal, la producción la llevamos a cabo desde aquí”, asegura el alcalde, que añade que aún se conservan 40 empresas del piñón censadas en el lugar.


Imagen del piñonero de Pedrajas


El piñón es básico para entender la gastronomía de Pedrajas de San Esteban con los bollos empiñonados y la tarta de piñón como principales reclamos para deleitarse y saborear toda la historia en apenas un segundo.


Otro municipio con mucho encanto y para disfrutar con la cultura, patrimonio y decenas de actividades que se ofrecen en la provincia de Valladolid.


Pincho ganador de 'El Pincho Piñonero' este año


Caminando por la provincia de Valladolid | ¿En qué pueblo estamos?


NÚMEROS ANTERIORES: