El frente común de Junta y Diputación: vivienda, abastecimiento, depuración y brecha digital

El frente común de Junta y Diputación: vivienda, abastecimiento, depuración y brecha digital

|

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha visitado este lunes la Diputación de Salamanca para abordar junto a su presidente, Javier Iglesias, asuntos de especial relevancia para la provincia salmantina. Más de hora y media de reunión “fructífera y densa”, en palabras de Iglesias, “que ha tenido que ver con solucionar la vida de las personas de la provincia”.


Entre los acuerdos que han alcanzado ambos mandatarios se encuentra el compromiso de doblar la cantidad destinada en la provincia al programa 'Rehabitare' de la Junta de Castilla y León. Un proyecto centrado en la rehabilitación de viviendas de ayuntamientos para ofrecerlas en alquiler social con el objetivo de retener población en el mundo rural. El acuerdo alcanzado entre ambas instituciones contempla doblar la cantidad que se ha consignado durante los últimos cuatro años, que era de 200.000 euros anules, todos de la Junta, y pasarán a ser 400.000 con la aportación de 100.000 más por parte de la administración autonómica y 100.000 que suma la propia Diputación.


Con respecto al abastecimiento de agua en el algunos puntos de la provincia, Junta y Diputación han decidido centrarse en la Sierra de Francia, donde han previsto implementar una solución integral. “Creemos que la Junta tiene los técnicos, la capacitación, el interés y la sensibilidad para echarnos una mano”, ha valorado Iglesias. El consejero, por su parte, ha explicado que “nos hemos emplazado a otra reunión con mi director general de Infraestructuras y el equipo de la Diputación para dejar ultimado el abastecimiento de aguas de la Sierra de Francia. Será una actuación global que dé una solución definitiva, estable y duradera”.


Por otro lado, ambos mandatarios han confirmado que avanzarán en el tratamiento y depuración de las aguas residuales procedentes de la actividad industrial. La Junta hasta ahora se encargaba de financiar las actuaciones en los municipios de más de 2.000 habitantes equivalentes y a partir de ahora lo hará también con las de aquellas localidades situadas entre 500 y 2.000 habitantes equivalente. Serán 74 actuaciones con un valor superior a los 26 millones de euros, aunque el presidente de la Diputación también ha conseguido arrancar al consejero el compromiso de ponerse 'manos a la obra' también con los municipios de menos de 500.


Finalmente, en la reunión han hablando de Internet de banda ancha y alta capacidad. “Las dos instituciones tenemos la voluntad inequívoca de acabar de una vez con esa brecha digital”, ha anunciado Iglesias, recordando que no tienen competencia directa pero “queremos poner toda la carne en el asador para que olvidemos esa brecha que nos hace menos competitivos”. Por su parte, Suárez-Quiñones ha anunciado que ya están trabajando en una convocatoria de ayudas para que las operadoras lleguen a las denominadas zonas blancas, donde no hay despliegue comercial. “Ahí vamos a poner 10 millones e invitamos a las diputaciones a que aporten con el objetivo de de que el 100% de la población tenga Internet de alta capacidad”.