La USAL acoge una nueva defensa de tesis de un doctorando invidente

La USAL acoge una nueva defensa de tesis de un doctorando invidente

|

La Universidad de Salamanca acoge este viernes, 17 de enero, a las 17 horas en el Salón de Grados de la Facultad de Derecho la defensa de la tesis doctoral del estudiante brasileño Claudio de Castro, lo que le convertiría en el segundo alumno invidente que lo consigue en las aulas del Estudio salmantino, según confirma la Escuela de Doctorado, tras la de Rubén Martín Anaya en octubre de 2019.


Su tesis, titulada “Transparencia e integridad en grandes eventos deportivos. Lecciones aprendidas en Río 2016”, se enmarca dentro del Programa de Doctorado Estado de Derecho y Gobernanza Global y ha sido dirigida por Pedro Nevado-Batalla, profesor en el Departamento de Derecho Administrativo, Financiero y Procesal.


A pesar de sus orígenes brasileños y su actual trabajo en la Abogacía General de la Unión de Brasil en Río de Janeiro, la decisión de Claudio de Castro de realizar sus estudios de postgrado en la Universidad de Salamanca se debe al alto prestigio de la institución académica, así como de su gran oferta educativa, siendo la única universidad que ofrece el Máster en Corrupción y Estado de Derecho, dirigido por Nicolás Rodríguez-García, catedrático de Derecho Procesal.


A día de hoy considera que la USAL ha sido clave para el desarrollo de su tesis. “He dispuesto de un despacho exclusivo, profesores disponibles para cualquier consulta, libertad en mi tiempo para dedicarlo al estudio…Todo ello no lo habría tenido en Brasil”, aseguró.


Además, destaca la ayuda de los profesores Pedro Nevado-Batalla y Nicolás Rodríguez-García, a quienes atribuye gran parte de su éxito, dado que su apoyo ha sido significativo. En definitiva, todas las palabras son positivas para esta institución académica, ya que también observa que está muy bien adaptada para doctorandos con discapacidades, en comparación con las universidades brasileñas.


Por otro lado, con respecto al hito de ser el primer estudiante invidente en defender una tesis, De Castro asegura sentirse especialmente orgulloso “no solo por mí sino por todos aquellos, ya sea en Brasil o España, que estén en la misma condición, puesto que sí existen posibilidades. No es tan difícil como en el pasado”. Asimismo, anima a aquellos en su misma situación que no crean poder superar este reto, debido a que “hay que enfrentarse al desafío. Nadie va a conseguir nada sin moverse”, apostilla.