Contra viento y marea: la pasión por el rugby llega a Colmenar de Montemayor

Contra viento y marea: la pasión por el rugby llega a Colmenar de Montemayor

|

El mundo del deporte ha estado pendiente en la mañana de este sábado de uno de esos eventos que no pasan cada fin de semana. Sudáfrica e Inglaterra se enfrentaban en la final del Mundial de Rugby de Japón y España, también Salamanca, disfrutaron de ella.


Numerosos establecimientos se llenaron para ver un encuentro en el que vencieron los sudafricanos finalmente, pero el deporte no entiende de fronteras ni de ilusión.


Tan solo hay que fijarse en Federico Asenjo Fonseca, un usuario de Twitter que relataba sus artimañas para poder disfrutar de la final del Mundial. Es el claro ejemplo de que querer es poder, pese a los problemas que ofrece el mundo rural. Siempre hay una solución. 


En este caso, este vecino madrileño con familia en Colmenar de Montemayor, se encontraba en una de esas localidades salmantinas de la España profunda. Con apenas 182 habitantes, entre los que se encuentra su madre, el Internet es un bien preciado, al menos en las casas propias.


Sin embargo, como se comentaba antes, siempre hay una solución. En este caso se encontraba en la fachada del Ayuntamiento de la localidad, que desprende a duras penas el wifi necesario para que la señal apareciera en el móvil.


Y así, a la intemperie, y pegado a una pared, fue como pudo disfrutar este aficionado del deporte de la final del Mundial de Rugby pese a los comentarios de los vecinos, que no se explicaban por qué una persona podía estar tanto tiempo de pie, contra una pared y sin quitar la vista del móvil, como comenta él mismo.


Aunque la fotografía que él mismo sacó era para un concurso por el que se puede ganar una camiseta, también sirve para denunciar los problemas ya sabidos del mundo rural y el ingenio y esfuerzo que hace falta para sortearlos. Por lo menos, eso sí, ganó Sudáfrica, su equipo tras la eliminación de Irlanda, por lo que el frío pasado mereció la pena.