Caída considerable de las hipotecas constituidas sobre viviendas en Castilla y León

Caída considerable de las hipotecas constituidas sobre viviendas en Castilla y León

|




El número de hipotecas constituidas sobre viviendas en Castilla y León se situó en 781 en el mes de agosto y cayó un 28,1 por ciento frente a un descenso del 29,9 por ciento en España, según los datos difundidos este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y recogidos por Europa Press.


Se trata del séptimo menor descenso de la evolución de las hipotecas a nivel nacional que cayó en todas las comunidades con especial incidencia en La Rioja, con un 61,5 por ciento menos.


En comparación con el mes anterior la constitución de hipotecas también fue negativa en Castilla y León que, con un -45,4 por ciento, registra el sexto mayor descenso del país donde cayeron un 38,9 por ciento.


Por su parte, el capital prestado en Castilla y León para la constitución de hipotecas sobre viviendas ascendió a 80,91 millones de euros, un 16,1 por ciento menos que en agosto de 2018, frente a un 26,4 por ciento menos en España, y un 36,3 por ciento menos que el mes anterior (-35,3 por ciento en el resto del país).


Las comunidades con mayor número de hipotecas constituidas sobre viviendas durante agosto fueron Andalucía (3.924), Cataluña (3.607) y Madrid (3.208) y en las que se prestó más capital para la constitución de hipotecas sobre viviendas fueron Comunidad de Madrid (589,1 millones de euros), Cataluña (507,4 millones) y Andalucía (438,5 millones).


En total y según los datos aportados por el INE, los ciudadanos de Castilla y León hipotecaron durante agosto 1.146 fincas, tanto rústicas como urbanas, por valor de 126,08 millones de euros. En concreto, se hipotecaron 1.076 fincas urbanas por un valor de 115,86 millones de euros y se constituyeron 70 hipotecas de fincas rústicas por 10,21 millones de euros.


En concreto, de las 1.076 fincas urbanas hipotecas en agosto 781 eran viviendas, por un capital de 80,91 millones de euros; 21 eran solares, por un capital de 3,62 millones de euros, y 274 eran catalogadas como "otras urbanas", por 31,31 millones de euros.


El mayor capital de las fincas urbanas hipotecadas en agosto correspondió a los bancos (94,45 millones correspondientes a 902 fincas hipotecadas), seguidos de las otras entidades (21,40 millones correspondientes a 174 fincas).


Por su parte, el mayor capital de las fincas rústicas hipotecadas en agosto correspondió también a los bancos (7,78 millones correspondientes a 52 fincas hipotecadas), seguidos de las otras entidades (2,43 millones correspondientes a 18 fincas).


Por último, en agosto se cancelaron registralmente en Castilla y León un total de 1.626 fincas (61 fincas rústicas, 1.064 viviendas, 41 solares y 460 "otras urbanas").